Equipamientos Así será el nuevo centro cívico de Los Bermejales

Análisis

Fernando Faces

Instituto Internacional San Telmo

España ante la tormenta perfecta

España se enfrenta a la tormenta perfecta de varias crisis simultáneas: sanitaria, económica, política e institucional. La crisis sanitaria no cesa. La esperanza de la recuperación ha sido suplantada por el temor a una segunda reclusión. España es el segundo país europeo con más contagios por cada 100.000 habitantes. La persistencia de la pandemia y la creciente desconfianza en la gestión del Gobierno agravan la crisis económica. España es el país de la Eurozona con una mayor caída del PIB, el 18,5%. Es preocupante que la recuperación esté perdiendo fuerza. Según los indicadores adelantados de la OCDE España es el país con menor potencia de recuperación de la Eurozona. La desconfianza ciudadana es la causa del gran desplome del consumo en el segundo semestre (-21,2% ) y de la inversión (-22%), principales motores de la recuperación. El miedo se está apoderando de los ciudadanos, cuya tasa de ahorro se ha disparado.

Una de las principales vulnerabilidades de España es el excesivo endeudamiento. El déficit público ha aumentado en el mes de junio casi el doble que en todo el año 2019, y la deuda pública ha superado el 100% del PIB, y alcanzará el 120% a final de año. El Banco de España estima unas necesidades de financiación de las empresas de 220.000 millones a final de año. Entre el 60% y el 70% de las empresas tendrán tensiones de liquidez y un tercio problemas de impagos y deterioro patrimonial. Más de 100.000 empresas han cerrado. En 2021, finalizados los ERTE y las ayudas, el paro y los cierres se dispararán. El sector menos afectado por la crisis ha sido la agricultura y la alimentación. Los más dañados: la automoción y la aeronautica, la construcción e infraestructuras, el sector textil y las actividades relacionadas con el turismo .

La situación del turismo es dramática. Las pérdidas estimadas por la patronal alcanzan los 98.000 millones de euros. El Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC) estima que en el peor de los escenarios las pérdidas alcanzarán los 134.500 millones de euros. El WTTC ha lanzado una llamada de auxilio a los jefes de Estado del G-7 para concertar y coordinar una acción global que salve el turismo mundial. La ocupación hotelera en España del 30% no cubre los costes de explotación. Se espera un proceso de concentración entre las grandes cadenas. Un alto porcentaje de pequeñas empresas hoteleras desaparecerán. Asistiremos a un proceso de reestructuración del sector. La destrucción de empleo podría superar el millón de puestos de trabajo según la patronal

A la crisis económica se suma la institucional y territorial, con elecciones en Cataluña , procesos judiciales pendientes de UP y una monarquía atravesando sus peores momentos. Nos enfrentamos a la mayor crisis desde la Guerra Civil con el Gobierno más débil e inestable de la democracia. El reto más inmediato es aprobar los Presupuestos. Sin Presupuestos no habrá ayuda de Europa ,y sin ayuda no habrá recuperación. No sé cuánto más tienen que empeorar las cosas para que nuestros políticos asuman la responsabilidad de un momento excepcional e histórico que requiere un Gobierno de concertación entre los partidos constitucionalistas.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios