El balcón

Un PP 'ayusista'

Sorprende que el PP andaluz se ponga la camiseta de una dirigente del ala más intransigente del arco político

Una diputada del PP muestra orgullosa desde la tribuna del Parlamento andaluz una camiseta con la efigie de Isabel Díaz Ayuso, nuevo icono popular. La ha convertido en figura mediática uno de los magos de la política nacional: Miguel Ángel Rodríguez, que fue asesor de comunicación del primer Aznar. Arrasa el ayusismo incluso en territorio andaluz, donde los que más mandan en el Partido Popular son de la cuerda sorayista, del sector de Rajoy, en contraposición al origen casadista, aguirrista o aznarista de Ayuso. Una de las características clásicas del PP es su ausencia de doctrina; puede ser moderado o ultramontano dependiendo del sitio y la hora.

En estos días de nervios en la derecha el estilo trumpista de Ayuso se impone por encima de las banderías internas. No ha desaprovechado la ocasión para ocupar el centro del escenario ante el terremoto iniciado en Murcia. Un culebrón. En nombre de la ética, Ciudadanos descubre que el PP de Murcia es corrupto y que debía haber apostado por la alternancia en 2019 en vez de reforzarlo. En Madrid, Cs y PSOE montan una maniobra en colaboración con la Moncloa para repartirse el poder en la Comunidad y el Ayuntamiento de Murcia a costa de un PP en horas bajas, con Vox subiendo como la espuma. En nombre de la estabilidad, el PP murciano compra el favor de tres diputados de Ciudadanos para evitar que lo echen del poder y hace a los tránsfugas consejeros. En nombre de España, la estrella ascendente de la galaxia popular ejecuta una represalia contundente; convoca elecciones en Madrid para encumbrarse y hundir a Cs. En las autonómicas de 2019 Ciudadanos sacó el 19,4% de los votos; ¿el 4 de mayo pasará del 5% para tener representación?

Si, como indica el sentido común, no prosperan las mociones de censura, en la campaña veremos en acción todos los recursos del populismo ultranacionalista de moda en Europa. Esta vez no sólo los propagará Vox sino también la peculiar presidenta popular, que ya ha anunciado que Madrid es la España más auténtica. En su discurso de disolución ya dio IDA varias pautas del ayusismo que viene: Madrid tiene una libertad y unos derechos que no tienen en toda España, la forma de vivir a la madrileña es única y los ciudadanos deben elegir entre socialismo y libertad.

Ayuso pretende ganar las elecciones compitiendo en el terreno de Vox. Sorprende que el PP andaluz, que presume de moderado, jalee a una dirigente del ala más intransigente del arco político y se ponga la camiseta ayusista. Pero esto es lo que hay.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios