Provincia

El Plan Infoca en Sevilla: Más de 370 profesionales y casi 19 millones de presupuesto

  • Las lluvias de la primavera ayudan a evitar un temprano “estrés hídrico”, que favorece los incendios más virulentos

  • El Pabellón de Kuwait, en la Cartuja, se ha habilitado como nueva sede del Centro de Operativo Regional

Personal de Infoca en la nueva sede del Centr Operativo Regional, en el Pabellón de Kwait de la Cartuja, en la qu ese han invertido 100.000 euros. Personal de Infoca en la nueva sede del Centr Operativo Regional, en el Pabellón de Kwait de la Cartuja, en la qu ese han invertido 100.000 euros.

Personal de Infoca en la nueva sede del Centr Operativo Regional, en el Pabellón de Kwait de la Cartuja, en la qu ese han invertido 100.000 euros. / José Ángel García

Las lluvias que se han registrado en la primavera, si bien favorecen el crecimiento de la vegetación, también ayudan a que la masa forestal tenga humedad y la conserve durante más tiempo, sin eso que los técnicos en extinción de incendios forestales llaman “estrés hídrico”, que hace que cuando el campo sale ardiendo lo haga de forma virulenta, como pasó en 2017, con máximos históricos de temperatura en junio y varias olas de calor que dieron lugar a una campaña con muchos y tempranos incendios. Esa humedad puede servir para soportar mejor el mes de julio.

El director del Plan Infoca en Sevilla, Salvador Benítez, destaca que el confinamiento "no se debería notar" en las faenas preventivas que los propietarios de terrenos forestales o con infraestructuras en los mismos deben ejecutar. Han sido considerados trabajos esenciales y el ganado, el gran aliado, no se ha confinado.

El Plan Infoca contará en Sevilla con unos medios similares a los de otras campañas, aunque sí se han renovado algunos vehículos (dos vehículos autobomba con una inversión de 660.000 euros) y se han cubierto algunas plazas vacantes con Ofertas de Empleo Público.

Según la memoria que se presentó el 30 de mayo, en la reunión del Comité Asesor Provincial presidida por el delegado de la Junta, Ricardo Sánchez, el Plan Infoca implica en Sevilla un presupuesto de casi 19 millones de euros y a 374 profesionales repartidos en cuatro centros operativos. Hay 154 especialistas, 24 técnicos de grupos de apoyo, 56 vigilantes, 40 conductores, 12 operadores, 10 técnicos de operaciones, 75 Agentes de Medio Ambiente y 3 técnicos de extinción.

El Centro Operativo Regional se ha instalado en el Pabellón de Kuwait, en la Cartuja, donde se han invertido 100.000 euros para adecuar las instalaciones como sede definitiva y “dar un salto en operatividad”, según el delegado. En 800 metros cuadrados, contará con medios tecnológicos que facilitarán la toma de decisiones cuando haya que combatir varios incendios a la vez en Andalucía.

Hay dos Centros de Defensa Forestal (Cedefo): el del Madroñalejo (Aznalcóllar) y el de El Pedroso. El primero es también base de una de las tres Brigadas de Refuerzo contra Incendios Forestales de la Comunidad Anutónoma (Brica), los profesionales que luchan contra las llamas en primera línea cortándole el paso en el terreno con apoyo aéreo.

En cuanto al sistema de vigilancia y detección, hay 21 puntos de vigilancia y una red de comunicaciones formada por equipos fijos y portátiles, repetidores, etcétera. El dispositivo de medios aéreos se compone de dos helicópteros semipesados de 4.000 litros; uno de transporte y extinción para retén de 900-1000 litros; otro de transporte y extinción para brigada de gran capacidad en Madroñalejo y un avión de coordinación.

A todos estos medios se suman los de otros servicios de emergencias y de seguridad de la Junta, el Estado, la Diputación o los ayuntamientos con los que se coordina el plan. 

Sevilla tiene 51.168 hectáreas forestales en montes públicos y está "muy cerca" de que el 100% de las fincas forestales privadas tengan planes de prevención, una obligación legal. Son más de 1.400. Eso sí, puede que no todos estén al día, ya que caducan a los cinco años, aunque se exige su renovación para obtener ciertos permisos. En esos informes, que a partir de 400 hectáreas deben llevar la firma de un técnico competente, se incluyen las medidas para evitar que un fuego en una finca afecte a otras o al revés: como cortafuegos o puntos de agua que se puedan usar en extinción.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios