Deportes Todo sobre la Carrera de la Mujer en Sevilla: recorrido, cómo llegar o dónde recoger el dorsal

Brote de West Nile Virus

El plan contra el virus del Nilo incluirá medidas contra su expansión a medio y largo plazo

  • El alcalde de Coria asegura que la Junta estudia cambiar el sistema que le alerta de la presencia del virus por el contagio de caballos por un control más directo de los mosquitos

  • El próximo miércoles, 2 de septiembre, está prevista una segunda reunión de coordinación, a la que se invitará también a la Diputación y la CHG

Un operario fumigando en Coria del Río.

Un operario fumigando en Coria del Río. / José Ángel García

El alcalde de Coria del Río, Modesto González, también salió ayer medianamente satisfecho y "expectante" tras la primera reunión política que, después de semanas de crisis, fue convocada por la Junta para tratar de coordinar a todos los ayuntamientos afectados por el brote del virus de Nilo Occidental, bien porque han tenido algún caso en humanos o en animales o porque están en zonas limítrofes. El edil ha avanzado que los responsables de la administración autonómica transmitieron que el objetivo es elaborar un plan estratégico no sólo para afrontar el brote actual, sino que se tratará de un plan a corto, medio y largo plazo y con un control permanente sobre la población de los mosquitos que transmiten el virus, cuya circulación se detectó hace ya años en aves silvestres y en caballos de las provincias occidentales andaluzas, aunque este ha sido el primer brote grave en humanos en la comunidad autónoma.

Una de las novedades, más allá de los tratamientos para reducir la población de larvas o mosquitos adultos, tendría que ver con el sistema empleado para detectar la presencia del virus en una comarca a través de los caballos infectados. Ese "centinela", según el edil coriano, va a cambiar una vez que se ha evidenciado que las zonas en las que se ha detectado en equinos no coinciden con aquellas en las que el brote en humanos se ha dado con mas virulencia, Coria y La Puebla del Río, fundamentalmente. Así, la idea sería hacer un seguimiento mucho más directo de las poblaciones de mosquitos.

En el plan estratégico que anunció a los alcaldes la viceconsejera de Salud, Catalina García, se pretende implicar a todas las administraciones y la Junta asumirá "la mayor parte de los costes", según ha recordado Modesto González, después de la polémica porque la Delegación Territorial de Salud les requiriera asumir en solitario los tratamientos que quedan, aludiendo a las competencias municipales en control de plagas, cuando es un problema mucho más complejo.

Una actuación integrada y extendida en el espacio y en el tiempo

De hecho, en el propio plan de actuación en municipios ante el brote de Wets Nile que el servicio de Salud Ambiental de la Junta elaboró y presentó a los ayuntamientos para la segunda fase de los tratamientos se aludía ya a que "la complejidad y extensión del problema requiere de una actuación integrada y extendida en el espacio y en el tiempo, lo cual requiere de una planificación y coordinación de las posibles medidas preventivas y de control poblacional vectorial sólo posibles con un programa de control diseñado y realizado por personal experto y con la colaboración de la administraciones competentes".

El edil de Bienestar Social, Juan Manuel Flores, asistió al encuentro en representación del Ayuntamiento de Sevilla

A pesar de ello y antes de este encuentro, presidido por el delegado del Gobierno de la Junta en Sevilla, Ricardo Sánchez, sólo había habido tres reuniones telemáticas en las que participara más de un ayuntamiento, en este caso los de La Puebla y Coria, con la delegada territorial de Salud y técnicos de esta consejería y la de Agricultura.

Menos mosquitos tras los tratamientos

Modesto González asegura que el director general de Salud Pública informó también de que se habría producido ya un freno al número de nuevos casos, desde el 22 de agosto, probablemente por la desinsectación que están llevando a cabo los ayuntamientos, que arrancaron antes en La Puebla del Río y Coria y que han sido sistemáticas.

En estos dos municipios, el brote ha supuesto otro golpe más para la tímida recuperación de la actividad en la hostelería tras el confinamiento y las distintas fases de desescalada por el coronavirus, a pesar de que, según el regidor coriano, ya no hay mosquitos en el casco urbano después de semanas de tratamiento y los vecinos empiezan a relajarse un poco.

En cualquier caso, el alcalde de Coria dice estar "expectante" ante la nueva reunión que la Junta quiere celebrar mañana miércoles, 2 de septiembre, contando también con otras administraciones u organismos que podrían implicarse, como la Diputación de Sevilla, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir o los arroceros.

Una reunión "constructiva" para el alcalde de La Puebla

En un comunicado, el Ayuntamiento de La Puebla del Río ha señalado que el encuentro es resultado de "la presión ejercida por los alcaldes para que la Junta de Andalucía asumiera sus responsabilidades y competencias en la situación". El alcalde de La Puebla, Manuel Bejarano, considera que la reunión fue "constructiva" y sirvió como "primer acercamiento entre todas las partes para trabajar de la mano con el objetivo de acabar con la epidemia. De esta forma, la institución autonómica escuchó a los alcaldes para terminar de definir un plan de actuación en el que la Junta se implicará económicamente".

Al margen de este importante asunto, en el encuentro se profundizó en las medidas urbanas que están llevando a cabo los pueblos para luchar contra el virus de la fiebre del Nilo.La Puebla del Río, a través de Dedesin, va a continuar con sus labores de fumigación urbana y, mientras se concreta el proyecto de actuación de la Junta, agilizará la segunda fase que ya inició hace unos días con la contratación de una empresa especializada en la materia.

En la reunión del miércoles participaron  la viceconsejera de Salud y Familias, Catalina García; el secretario general de Agricultura, Vicente Pérez; el delegado del Gobierno de la Junta en Sevilla, Ricardo Sánchez; el director General de Salud Pública, José María Medina, y la delegada territorial de Salud y Familias, Regina Serrano.

En cuanto a los alcaldes o representantes municipales, estuvieron los de Coria y La Puebla del Río, Lebrija, Bormujos, Almensilla, Camas, Mairena del Aljarafe, Gelves, Dos Hermanas, Los Palacios, Las Cabezas, Morón, Utrera, Castilleja de la Cuesta, e Isla Mayor. Por el Ayuntamiento de Sevilla, asistió el delegado de Bienestar Social, Juan Manuel Flores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios