Plan Infoca 2020

Sevilla tiene 31 áreas pobladas vulnerables ante incendios forestales

  • Son aldeas o urbanizaciones de 9 municipios en las que se mezclan casas y zona forestal

  • En el verano con más gente en el campo, ya tienen planes de intervención en caso de grandes fuegos

Un helicóptero descarga su bolsa de agua en el incendio de El Castillo de las Guardas del verano de 2016. Un helicóptero descarga su bolsa de agua en el incendio de El Castillo de las Guardas del verano de 2016.

Un helicóptero descarga su bolsa de agua en el incendio de El Castillo de las Guardas del verano de 2016. / D. S.

A los factores que siempre condicionan la temporada de mayor riesgo de incendios forestales –temperatura, lluvias...–, se une este año la pandemia. Porque las limitaciones para viajar o acceder a las playas van a hacer que muchos ciudadanos opten por las sierras, los pueblos de los que proceden o en los que tienen posibilidad de alojamiento para pasar unos días.

Será la campaña del Plan Infoca con más gente en zonas rurales en años, en áreas de recreo o llenando las 31 aldeas y urbanizaciones de nueve municipios distintos que, en Sevilla, los expertos en extinción de incendios califican como "interfaces" y son las más vulnerables a verse afectadas por incendios y donde una emergencia de este tipo puede ser más peligrosa, porque se mezclan viviendas y masa forestal. Es lo que las hace también más atractivas.

El previsible aumento de población en zonas rurales se ha tenido en cuenta en las reuniones y mesas técnicas de los cuerpos de seguridad del Estado, la Agencia de Medio Ambiente y los ayuntamientos para "extremar las medidas de vigilancia" y las campañas de concienciación, según reconoce el director del Centro Operativo Provincial del Plan Infoca en Sevilla, Salvador Benítez, que pese a ello es optimista: "Más personas en el campo significan más vigilantes en el campo", la mayoría "concienciados de que cómo hay que actuar, llamando al 112" y ayudando a una rápida intervención.

El director del Centro Operativo Provincial del Plan Infoca en Sevilla, Salvador Benítez. El director del Centro Operativo Provincial del Plan Infoca en Sevilla, Salvador Benítez.

El director del Centro Operativo Provincial del Plan Infoca en Sevilla, Salvador Benítez. / José Ángel García

“No siempre un mayor uso de las infaestructuras de zonas rurales, que ya están obligadas a tener planes de autoprotección (cortafuegos, puntos de agua, entradas y salidas para evacuación) aumenta el peligro de incendios”, insiste el director provincial del Infoca.

En esas zonas de tipo interfaz, reconoce Benítez, es donde se pueden producir las "emergencias más peligrosas". La intervención de todos los dispositivos del Infoca es más compleja y debe priorizar evitar daños en las personas y en los enseres. Los incendios aquí suben de nivel en la clasificación de las alertas de forma inmediata.

Pero se ha avanzado con respecto a otros años. Estos 31 puntos más vulnerables al fuego por la presencia de personas ya cuentan con planes de actuación desde el punto de vista de la intervención en grandes incendios, que son distintos de los planes de autoprotección, con medidas preventivas, que corresponde elaborar a los propietarios.

Esos planes que comparten los equipos de intervienen en una emergencia incluyen mapas y cartografía con los accesos, las infraestructuras y las zonas más expuestas. También marcan las vías de evacuación para las personas o efectivos de extinción, los puntos en los que puede colocarse en el mando único o en los que pueden aterrizar los helicópteros. Se comenzaron a elaborar en 2010, de forma coordinada por el Infoca, el 112-Grea (Grupo de Emergencias de Andalucía), los bomberos y las respectivas policías locales.

Dos de estas áreas están en Castilblanco (son las urbanizaciones de Las Minas, San Benito Abad y La Colina) y once son de El Castillo de las Guardas (el núcleo principal y las aldeas de Archidona, El Cañuelo, Peregalejo, Alcornocosa, El Humero, Las Cortecillas, Peroamigo, La Aulaga, Las Cañadillas, además de Minas Castillo y Reserva Natural y la urbanización Sierra Lago, algunas ya con experiencia de evacuaciones por incendios).

En pleno Parque Natural de la Sierra Norte, hay dos en Cazalla (Las Colinas y La Vega); y, en Constantina, lo tienen La Fuente El Negro.

Otro de los enclaves complejos es Guillena, con tres núcleos tipo interfaz: los Lagos del Serrano, Entremontes y Las Nieves y Golf Pajosas. En El Madroño, los tienen el casco urbano y las aldeas El Álamo, Juan Gallego, Juan Antón y Villagordo. En El Ronquillo, el casco urbano y Sierra Clara.

Se ubican en el Corredor de la Plata, la Sierra Norte y los municipios ribereños

Hay cuatro en La Puebla del Río (La Pilarica, Los Arrayanes, Las 48 y Colina). En Coria, cuenta con cartografía y fichas de este tipo la urbanización La Hermandad.

El director del Plan Infoca en Sevilla explica que se han ido haciendo con un orden de prioridad. Prácticamente, en esa relación están todas las zonas que "realmente preocupan". Hay alguna más, pero en áreas más agrícolas o de campiña, con menos complejidad. En Andalucía, los mayores problemas en este sentido se concentran en las costas, como la de Málaga.

El caso del Aljarafe

Desde el Infoca se aclara que no son zonas interfases algunas áreas del Aljarafe, en las que a veces se reclama su intervención sólo porque tienen árboles. Se trata normalmente de terrenos agrícolas abandonados (un olivar no es forestal, por ejemplo) o de parques urbanos, en los que toca más conservación y prevención y una intervención a una escala distinta.

Los equipos del Infoca, que aún así han acudido a algunos fuegos que se producen de forma recurrente por ejemplo en la cornisa de Gelves, están preparados para zonas más abiertas, sin concentración de miles de viviendas. Un helicóptero no puede descargar en cualquier sitio y hay riesgo añadido ante cualquier siniestro. Concentrar a medios para incendios forestales en áreas urbanas implica además alejarlos de los espacios en lo que tienen responsabilidad y no hay alternativas.

Al margen de estas aldeas y urbanizaciones y pensando sólo en lo forestal, las áreas con más riesgo de incendios en Sevilla vuelven a ser todo el Parque Natural de la Sierra Norte, la Sierra Sur y el Corredor Verde del Guadiamar.

El 1 de junio entró en vigor el periodo de riesgo alto de incendios en Andalucía hasta el 15 de octubre, aunque las fechas pueden ampliarse. Esto implica que están prohibidas barbacoas incluso en los lugares habilitados o fincas particulares y quemas agrícolas, además de la circulación de vehículos a motor por zonas forestales o de influencia, de 400 metros alrededor.

Con el final de la limitación a desplazamientos interprovinciales se espera que no se repitan las aglomeraciones de fines de semana previos en las áreas recreativas de Los Lagos del Serrano, la Rivera del Huéznar o la presa del Agrio, lo más preocupante cuando se han suspendido las romerías.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios