Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Sevilla

Adepa lamenta que Cultura sigua sin presentar el proyecto reformado de las Atarazanas

Las Reales Atarazanas en un reciente visita. Las Reales Atarazanas en un reciente visita.

Las Reales Atarazanas en un reciente visita. / Juan Carlos Muñoz

Comentarios 3

La asociación para la Defensa del Patrimonio de Andalucía, Adepa, ha lamentado esta mañana que la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía no les ha presentado aún el proyecto reformado de las Reales Atarazanas.

Los miembros de Adepa, cuyo presidente es Joaquín Egea, han recordado que el convenio entre la administración autonómica y la asociación, por el que se desbloqueaba la paralización judicial de la rehablitación, se firmó el pasado mes de diciembre, contando desde entonces el autor del proyecto, el estudio de Guillermo Vázquez Consuegra, con sesis meses para presentar el reformado en el que se debían recoger las modificaciones acordadas con Adepa.

“Has pasado ya diez meses y no se ha presentado ni el proyecto básico con sus planos y alzados para que podamos comprobar que se cumplen los términos del convenio. Estamos muy preocupados”, ha señalado el arquiecto José García-Tapial, arquitecto municipal durante muchos años.

Adepa ha añadido la situación política actual, con unas elecciones autonómicas convocadas para el dos de diciembre, que acabarían con un nuevo equipo al frente de la consejería, con lo que “tendríamos que empezar de cero”.

Por otra parte, Adepa se ha mostrado tremendamente crítica por la situación del Patio de Banderas y sus casas, reclamando al Ayuntamiento que aumente sus niveles de protección, ya que en estas viviendas se encuentran los restos del primitivo recinto, y evitando que se produzcan más ventas por parte del Estado, como sospechan los conservacionistas.

En una rueda de prensa, Egea, acompañado por la americanista Enriqueta Vila; el académico y profesor Jacobo Cortines; y los arquitectos García-Tapial y Fernando Mendoza, han mostrado su estupor por la venta de una de las casas del Patio de Banderas, que son propiedad de Patrimonio Nacional, que no llegó a cederlas a la ciudad con el resto del Real Alcázar, a un particular. “Eso es ilegal. Hemos ido al Registro de la Propiedad a pedir información sobre el resto, porque sospechamos que pueda haber más enajenaciones, y el registrador nos ha negado la información”, ha informado Egea.

Adepa advierte que va a llegar hasta el final en este asunto, acudiendo a los Tribunales si fuera preciso y pidió que se incorpore el Patio de Banderas y sus viviendas al conjunto monumental de una vez por todas aumentando su nivel de protección, aprobando definitivamente el Plan Especial del Real Alcázar realizado hace seis años, para evitar más atentados contra el patrimonio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios