Sevilla

El Plan Centro se deroga 3 días antes de debatirlo en el Pleno

  • La medida se aplicará este viernes y viene firmada por el concejal de Seguridad y Movilidad. Se produce el día antes de la protesta convocada por el 15-M.

Comentarios 175

Una resolución de la Alcaldía de Sevilla firmada por el delegado de Seguridad y Movilidad, Demetrio Cabello, -por delegación del alcalde- anuló ayer el plan de tráfico del centro que desde diciembre de 2010 restringía la entrada y salida de vehículos con un sistema de cámaras de videovigilancia. La anulación formal del plan entra en vigor este viernes día 29. 

El PSOE municipal difundió la noticia y la resolución a la prensa a las 13:19 de ayer con un correo electrónico urgente. El gobierno del PP mantuvo un estricto silencio durante toda la mañana. El alcalde estuvo con la prensa a las 11:00 y a las 12:30, pero en ningún momento comentó nada respecto a que fuera a firmarse la anulación del Plan Centro. El PP sólo reaccionó a las 14:41, más de una hora después del aviso urgente del PSOE, enviando también por e-mail una escueta nota donde decía que el Plan Centro quedará sin efecto el 29 y adjuntaba un documento para aclarar por qué la medida venía firmada por Cabello, en lugar del alcalde, Juan Ignacio Zoido. 

El gobierno de Zoido se ha apresurado a tomar esta medida tres días antes del Pleno de este viernes donde precisamente iba a aprobarse su derogación y en la jornada previa a la manifestación de protesta convocada hoy a las 20:00 en la Plaza Nueva por la asamblea centro del 15-M con el apoyo de 23 asociaciones, como mínimo. 

No habrá, por tanto, un debate plenario el viernes sobre este asunto. Únicamente se dará cuenta de la resolución al resto de grupos políticos de la Corporación al inicio del Pleno en el apartado "comunicaciones oficiales", según aclaró el Partido Popular. 

En la resolución se apunta que "no resulta conveniente mantener la restricción" de tráfico en el centro para "favorecer la libre circulación de personas y vehículos, el fomento de la actividad económica de los comercios y la reactivación de la vía pública en el centro de la ciudad", según reza el segundo párrafo del escrito (ver reproducción junto a estas líneas). 

La medida recogida en el Libro de Resoluciones de la Alcaldía anula la anterior de 13 de octubre de 2010 firmada por el anterior concejal delegado de Movilidad, Francisco Fernández (PSOE), que posteriormente fue modificada por otra resolución de 20 de diciembre de 2010 de este mismo concejal socialista. 

Las únicas declaraciones que el alcalde hizo ayer a la prensa fueron para reiterar que las cámaras no funcionan desde marzo y para opinar sobre la manifestación de protesta convocada para hoy a las 20:00 en la Plaza Nueva. 

En relación a las cámaras, el regidor municipal del PP insiste en su versión de que el sistema de cámaras no funciona desde marzo, a pesar de los certificados posteriores (de mayo de 2011) firmados por funcionarios de Movilidad y de Intervención que lo desmienten, como publicó ayer este periódico. 

Zoido reiteró que el sistema de cámaras de vigilancia del centro de Sevilla ha sido un "completo desastre" y mostró su "confianza ciega" en el informe "objetivo" firmado el 20 de julio por el director de área de Movilidad, Enrique Medina, sobre el funcionamiento de éstas. "Lo único que puedo decir es que estoy de parte de los funcionarios, confío en su objetividad y no veo por qué tienen que engañarme a mí o a ningún ciudadano", dijo, y añadió que este informe sobre las cámaras "no es de parte". Zoido no dijo que también eran funcionarios (de Movilidad e Intervención) los que firmaron en mayo de 2011 los certificados oficiales de excelencia y buena ejecución, así como el acta de recepción que demostraban que las cámaras funcionaban en mayo. 

El alcalde defendió un plan alternativo para el centro "racional y garantizando servicios públicos con rapidez" frente a un sistema donde -reiteró- las cámaras "no han funcionado y ha sido un desastre". El primer edil señaló que las explicaciones se darán "en su momento" y que cada uno que haga "las afirmaciones que quiera, que cada cual es rehén de lo que dice", porque seguiré "creyendo en los funcionarios que me merecen confianza y que son objetivos". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios