Sevilla

Roban un coche en Sevilla y dan la vuelta a España atracando a chinos

  • Los delincuentes abordaron a un vecino de Pino Montano para sustraerle un vehículo que utilizaron en cuatro robos en La Luisiana, Guadalajara y Cataluña

  • Tras recorrer más de mil kilómetros durante un fin de semana, quemaron el coche y lo abandonaron en Burguillos

  • El dueño del vehículo ha recibido cuatro multas que aún no ha podido cancelar

El Peugeot 308 con el que cometieron los robos, quemado en Burguillos. El Peugeot 308 con el que cometieron los robos, quemado en Burguillos.

El Peugeot 308 con el que cometieron los robos, quemado en Burguillos. / M. G.

Sobre las ocho menos diez de la tarde del jueves 21 de marzo, un joven vecino de Pino Montano regresaba del trabajo y aparcó su coche, un Peugeot 308 de color gris, en la calle Soladores. Cuando abrió la puerta, se encontró con un tipo de complexión gruesa que lo quiso sacar del vehículo a tirones. El dueño del coche se defendió. Otro joven se acercó y comenzó a pegarle patadas. Un tercero se introdujo en el turismo por la puerta del copiloto y se colocó detrás de él. Le dijo que tenía un cuchillo y que se lo clavaría si seguía resistiéndose.

Así se hicieron con el coche y así comenzó el alocado fin de semana de una banda de ladrones que llegó a cometer seis delitos violentos en cuatro días en diferentes puntos de España. Dos de los delincuentes, vecinos de Brenes, han sido detenidos por la Guardia Civil y se encuentran ya en prisión. Falta otro de los sospechosos por caer.

Después de sustraer el Peugeot 308 a golpes, la banda dio la vuelta a media España atracando comercios regentados por ciudadanos chinos. El primero fue en La Luisiana, el día después de robar el vehículo. Irrumpieron en la tienda con una pistola y un cuchillo y amenazaron a la encargada para marcharse con la caja registradora. Los testigos los habían visto huir en el coche, que coincidía con el robado en Pino Montano la tarde antes.

Mientras la Guardia Civil abría una investigación sobre el atraco, los agentes que llevaban el caso recibieron una comunicación de sus compañeros de Sigüenza (Guadalajara), que les informaban de que se había registrado un atraco similar en una tienda de chinos de Brihuega. Los delincuentes se habían dado a la fuga en el mismo vehículo, el Peugeot 308 gris sustraído en Sevilla.

Otra imagen del coche calcinado. Otra imagen del coche calcinado.

Otra imagen del coche calcinado. / M. G.

Los delincuentes siguieron su camino hacia Cataluña y cometieron dos atracos más en tiendas de chinos: uno en el Roselló y otro en Lérida capital. Ambos delitos estaban siendo investigados por los Mossos d'Esquadra, que buscó a los delincuentes sin éxito durante el fin de semana.

El lunes 25 de marzo, cinco días después del robo del vehículo y tras más de mil kilómetros recorridos, el Peugeot 308 apareció quemado en Burguillos. Un día después, la Guardia Civil sorprendió in fraganti a dos de los presuntos atracadores cuando robaban una furgoneta cargada de electrodomésticos. El posicionamiento de los teléfonos móviles situó a ambos sospechosos en las distintas localidades en los que se cometieron los atracos. 

Los dos detenidos son vecinos de Brenes. Sus identidades responden a las iniciales F. F. S., de 26 años, y G. F. C., de 30. Se les imputan cinco delitos de robo con violencia e intimidación y uno de daños por la quema del coche. El juez del caso ha decretado el ingreso en prisión de los dos detenidos.

Ninguno de ellos tiene relación con la banda que ha robado varios coches de forma violenta en Sevilla en los últimos meses, que fue detenida en el Vacie hace unos días. En un principio, la Policía los relacionó con ellos al tratarse del mismo modus operandi y producirse el robo en una zona muy próxima a su área de influencia.

Unos días después de que apareciera el Peugeot 308 calcinado, el dueño del coche recibió cuatro multas de tráfico: tres por exceso de velocidad (llegaron a ir a 180 kilómetros por hora) y una por un aparcamiento indebido en Cataluña. Todavía no ha podido cancelarlas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios