Sevilla

La alerta naranja pasa factura en los colegios

  • Muchas clases se han tenido que impartir fuera de las aulas, al superarse en ellas los 35 grados.

Pupitres en el pasillo del instituto Maese Rodrigo de Carmona. Pupitres en el pasillo del instituto Maese Rodrigo de Carmona.

Pupitres en el pasillo del instituto Maese Rodrigo de Carmona.

Comentarios 1

Alumnos en los pasillos. Aulas convertidas en saunas. Menores con síntomas de lipotimia. La ola de calor que sufre estos días la provincia de Sevilla -donde este viernes la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) decretó la alerta naranja- está pasando factura en los colegios, donde los padres llevan semanas alertando de la falta de climatización. La Junta asegura que ya se está trabajando para mejorar esta sofocante situación, pero la Confederación General de Trabajadores (CGT) ha presentado 50 denuncias ante la Inspección de Trabajo por la situación de temperaturas "extremas" en centros de toda Andalucía.

Los 600 alumnos del CEIP Marie Curie, en Los Bermejales, se vieron obligados a salir de sus aulas para dar clase. Resultaba imposible estar. La presidenta de la AMPA, Mercedes Munárriz, explicó a Europa Press que a las 9:30 los termómetros ya marcaban 35 grados. Por tal motivo, se decidió sacar a los niños de Infantil a los soportales y a los pasillos para aprovechar las corrientes de aire. Media hora después se hizo lo mismo con los de Primaria. Ante tal coyuntura, muchos padres recogieron a sus hijos a la hora del recreo.

En el CEIP San Jacinto, en Triana, los padres han decidido, con el consentimiento de la dirección del centro, instalar un aire acondicionado portátil. En el CEIP Escritor Alfonso Grosso, en el Distrito Norte, el equipo docente atendió este viernes a varios niños con vómitos, diarrea y mareos a consecuencia del calor. En algunas aulas se alcanzaron los 40 grados. El presidente de la AMPA, Jerónimo Vázquez, lamenta que el distrito y la Delegación de Edificio Municipales no hayan cumplido su compromiso de ampliar la instalación eléctrica para colocar los aparatos de aire acondicionado que ha comprado la asociación de padres.

En la provincia, las altas temperaturas provocaron que los alumnos del IES Maese Rodrigo, en Carmona, tuvieran que salir a los pasillos para recibir clases, ya que en las aulas se alcanzó una temperatura que provocó lipotimias en varios menores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios