Sevilla

Los constructores de la Torre Cajasol acelerarán el ritmo de las obras

  • La finalización del montaje del forjado autotrepante permite a los operarios imprimir más rapidez a los trabajos

Comentarios 39

Ajena a la polémica sobre su construcción y a la expectativa levantada ante la próxima visita de la Unesco a Sevilla, la Torre Cajasol sigue creciendo en el extremo sur de la Isla de la Cartuja. Y cada vez lo hará más deprisa. Según han informado fuentes técnicas de la construcción del rascacielos a este periódico, el edificio ya se encuentra en la planta novena y se "ha terminado de montar el forjado autotrepante, por lo que a partir de ahora se acelerará el ritmo de la construcción de plantas". La estructura de la torre se encuentra ejecutada en un 38%.

Sin embargo, lo que ha llamado la atención en los últimos días tanto de los viandantes como de los usuarios de las redes sociales es el crecimiento de los edificios podio, esas dos construcciones que se desarrollan en horizontal junto al rascacielos diseñado por el arquitecto César Pelli y que albergarán, una vez terminadas, oficinas en sus plantas superiores, así como locales destinados a servicios, restauración y comercios en las plantas inferiores, las que darán a la plaza que también contempla el proyecto.

Como principal curiosidad, estos edificios podio tendrán las cubiertas ajardinadas para que los viandantes puedan pasear por ellas como en un jardín urbano. Estos edificios tendrán una altura máxima de tres plantas y una mínima de dos y "se sitúan con su eje longitudinal en la dirección norte-sur, componiendo con la plaza pública un recorrido urbano y equipado que potencia la conexión de la Isla de la Cartuja y la ciudad de su borde sur". Según han asegurado las fuentes técnicas de la construcción, actualmente se ha terminado el 20% de la estructura de los edificios podio, "siendo visible ya la planta primera sobre la calle y los forjados del edificio situado al este".

Asimismo, los que paseen por esta zona de la Cartuja podrán observar cómo está quedando gran parte de la plaza pública contemplada en el proyecto, "en la que ya están dispuestos los grandes macetones y vasos que albergarán los árboles y fuentes que conforman este paisaje urbano de esparcimiento".

Por otra parte, las fuentes de la construcción señalan que ya se ha culminado el 95% de la estructura del aparcamiento subterráneo, "incluyendo el espacio reservado en éste a la zona de congresos para la que ya está montada la cubierta metálica de 25 metros de luz". El parking de la Torre Cajasol consta de tres plantas con capacidad para 3.066 coches y 400 motos. Su estructura soportará la gran plaza pública que discurrirá de norte a sur. Sobre este gran aparcamiento también se situará el edificio de usos múltiples, congresos y convenciones, "un equipamiento de 3.000 metros cuadrados con capacidad para 800 personas".

Y es que los constructores se esfuerzan en explicar que, aunque el elemento más conocido es la torre, que tendrá una altura de 178 metros, ésta "tan sólo supone un 25% de la superficie del complejo, que se desarrolla sobre una parcela de 350x110 metros y 36.000 metros cuadrados, donde la torre sólo ocupa 1.400 metros cuadrados".

Por otra parte, según las fuentes consultadas ayer por este periódico, aún se desconoce la fecha de la visita que los técnicos de la Unesco realizarán a Sevilla para comprobar sobre el terreno si la Torre Cajasol supone una agresión al conjunto declarado Patrimonio Mundial.

95%

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios