Sevilla

Dos detenidos tras embestir a un patrullero después de una reyerta en las Tres Mil

  • El coche policial había bloqueado el paso al BMW en el que huían en una calle de Nervión

  • Los autores fueron detenidos minutos más tarde por la Guardia Civil en la A-49 

  • Se les reventó una rueda y salieron corriendo, pero pudieron ser interceptados 

Agentes de la Policía Nacional, en un control en las Tres Mil viviendas. Agentes de la Policía Nacional, en un control en las Tres Mil viviendas.

Agentes de la Policía Nacional, en un control en las Tres Mil viviendas. / G. j.

Dos agentes de la Policía Nacional han logrado salir ilesos este sábado después de que un coche al que perseguían tras una reyerta en las Tres Mil Viviendas intentara embestirles, para seguir su huida. El vehículo implicado, un BMW de color blanco, chocó varias veces con el patrullero para abrirse paso tras ser bloqueado en la calle Villegas y Marmolejo, ya en el barrio de Nervión.

Según ha informado un portavoz de la Policía Nacional, tras dar la alerta por lo ocurrido, el coche ha sido interceptado ya fuera de Sevilla por la Guardia Civil, cuando circulaba por la A-49 y se le reventó una rueda.  

El suceso en las Tres Mil se originó a primera hora de la mañana y fue a partir de las 07:45 horas cuando en el servicio de emergencias del 112 y en el teléfono de la Policía Nacional se empezaron a recibir llamadas en cadena de una reyerta en las Tres Mil Viviendas, en concreto, en la calle Orfebre Cayetano González, que se iba moviendo por otras calles aledañas.

Fuentes policiales han precisado que, aunque en las llamadas los vecinos hablaban de detonaciones, en la inspección posterior de la zona no se ha podido acreditar que se produjeran disparos, porque no hay señales en vehículos ni edificios. Por la negativa de los vecinos a hablar, tampoco se han podido saber las causas de la pelea, ni el número de personas implicadas, pero serían varias decenas. Tampoco constan heridos por la misma.

Tras esas llamadas a primera hora, la Policía Nacional movilizó a varios patrulleros. Uno de ellos, era un coche camuflado, que fue el que presenció cómo el BMW blanco salía a toda velocidad de la zona y empezó a seguirlo, hasta que logró bloquearlo en la citada calle de Nervión.

Los dos agentes se bajaron, pero cuando iban a acercarse a los ocupantes del vehículo sospechoso fue cuando se produjo la embestida y los choques con el patrullero. Los policías lograron apartarse a tiempo y el BMW volvió a salir a toda velocidad.

Se lanzó entonces un requerimiento a la Guardia Civil ante la sospecha de que se dirigieran fuera de Sevilla, como así fue. La Guardia Civil ha confirmado que el titular del vehículo reside en un municipio del Aljarafe, aunque no si es uno de los ocupantes en el momento de los hechos. 

Primero, una patrulla de Gines le dio el alto. Pero los ocupantes hicieron caso omiso hasta que se les reventó una rueda. Entonces, cogieron la salida 14 (Umbrete-Bollullos), donde abandonaron el coche y salieron corriendo del mismo. 

Los agentes de Gines consiguieron capturar a uno de los huidos, mientras que el otro se topó con los guardias civiles de una patrulla de Tráfico que también había sido alertada y que detuvieron al otro. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios