Ola de calor

La nueva ola de calor vuelve a disparar el termómetro en Sevilla

Turistas dentro de la fuente de la Plaza de España la semana pasada durante la anterior ola de calor.

Turistas dentro de la fuente de la Plaza de España la semana pasada durante la anterior ola de calor. / José Angel García (Sevilla)

Sin tregua. No hace ni una semana que en en algunas zonas de la provincia se superaron los 45 grados de temperatura y de nuevo Sevilla se ve sometida a una nueva ola de calor con valores extremadamente altos y persistentes, que se mantendrán, al menos, hasta el lunes.

La provincia va a alcanzar los 41 grados hoy, los 43 mañana y el domingo se espera lo peor con hasta 44 grados de temperatura máxima prevista, lo que ha obligado a la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) a activar la alerta naranja en la campiña sevillana. Pero hay más. Aumentarán las temperaturas máximas, pero también lo harán las mínimas, que llegarán el próximo lunes hasta los 28 grados centígrados, lo que complicará, y mucho, el poder conciliar el sueño.

Previsión de temperaturas de la Aemet para la provincia de Sevilla Previsión de temperaturas de la Aemet para la provincia de Sevilla

Previsión de temperaturas de la Aemet para la provincia de Sevilla / Fuente: Aemet. Gráfico: Dpto. de Infografía.

Predicciones por las que desde hoy y durante los próximos días toca extremar las precauciones tanto en el ámbito de la salud como en el del cuidado del medio ambiente.

Así, se debe evitar hacer deporte en las horas centrales el día e incluso salir a la calle en el caso de las personas más vulnerables, y la hidratación debe ser continua y abundante. Las duchas de agua fría pueden ser una buena herramienta para combatir el calor, especialmente en jornadas como las que vienen, en las que los termómetros no bajarán de los veinte grados.

Las consecuencias negativas: el aumento de golpes de calor o descompensaciones de patologías crónicas que cada año vienen acompañados de las alertas por altas temperaturas. De hecho, se estima que 68 personas han perdido la vida en lo que va del mes de julio en Sevilla por motivo de la ola de calor.

El sistema de monitorización de la mortalidad diaria por todas las causas (MoMo), gestionado por el Centro Nacional de Epidemiologia del Instituto de Salud Carlos II, forma parte al Plan nacional de acciones preventivas contra los efectos del exceso de temperaturas sobre la salud puesto en marcha por el Ministerio de Sanidad. El modelo MoMo proporciona estimaciones de excesos de mortalidad tanto por todas las causas como por un exceso o defecto de temperaturas y, en la provincia de Sevilla, contabiliza una media de tres fallecidos diarios por causas directas derivadas de las altas temperaturas que afectan al territorio sevillano desde que empezó julio. En el episodio de junio, fueron 28 según las mismas estimaciones.

El Ministerio de Sanidad ha dejado claro que se trata de predicciones, estimaciones y pronósticos que no se pueden tomar como datos oficiales, pero que sí ofrecen pistas y detalles sobre cómo está la situación y la vida de las personas, en este caso, con el calor.

Así, el primer día con defunciones se anota el sábado 9 de julio, cuando la ola de calor estaba aún por llegar. Entonces el MoMo contabiliza un muerto. No fue hasta el día 15, cuando, en plena alerta roja por altas temperaturas, empezó a aumentar esa cifra superándose por primera vez la decena de fallecimientos atribuibles a temperaturas. Fueron once. Las peores cifras se registraron el pasado fin de semana cuando, según el sistema de monitorización coordinado por el Ministerio de Sanidad, se anotaron 12 decesos cada día.

Estimaciones de muertes diarias por altas temperaturas según el modelo MOMO. Estimaciones de muertes diarias por altas temperaturas según el modelo MOMO.

Estimaciones de muertes diarias por altas temperaturas según el modelo MOMO. / Fuente: Ministerio de Sanidad. Gráfico: Dpto. de infografía

En cuanto a los datos referidos a la primera ola de calor que se produjo en junio, el MoMo contabiliza un total de 28 personas fallecidas en Sevilla a consecuencia de las altas temperaturas. La jornada con más personas muertas a consecuencia del calor se produjo el martes 14 de junio con cinco fallecidos. Los dos días siguientes se sucedieron las cuatro defunciones el miércoles 15 y jueves 16. Esta primera ola de calor llegó a Sevilla a principios de junio y se prolongó durante una semana. Entonces se llegaron a registrar temperaturas superiores a los 40 grados y fue seguida de una caída del termómetro de hasta 10 grados que hizo que el mes se despidiera con temperaturas atípicas en la provincia, en torno a los 25 grados.

No obstante, a pesar de que el Instituto de Salud Carlos III pronostique 68 muertes atribuibles por la temperatura, desde el Servicio Andaluz de Salud (SAS) sólo confirma el fallecimiento de una persona con golpe de calor como causa probable el pasado viernes, cuando la provincia se encontraba en alerta naranja. Por su parte, las mismas fuentes apuntan que se han registrado otras ocho atenciones a personas con patologías relacionadas con posible golpe de calor desde que el pasado 23 de mayo se activara el plan de altas temperaturas.

Por otro lado, las altas temperaturas también vienen acompañadas del mayor riesgo de de sufrir incendios forestales como el vivido recientemente en el paraje de Los Lagos del Serrano, en El Ronquillo, se deben evitar en la medida de lo posible las actividades en el monte y el campo, puesto que más allá de encender fuegos, un simple cristal abandonado puede provocar la chispa que desemboque en una tragedia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios