TIEMPO El tiempo en Sevilla pega un giro radical y vuelve a traer lluvias

Sevilla

Los sordos "no entienden" a los intérpretes del servicio 010

  • Nueve asociaciones presentan 400 firmas ante el Defensor del Pueblo para reclamar una atención de calidad.

Nueve asociaciones sevillanas de sordos entregaron ayer ante el Defensor del Pueblo Andaluz cuatrocientas firmas, recogidas en tres días. Joaquín Solís Llamas, portavoz de la Federación Andaluza de Asociaciones de Personas Sordas, encabezó a los afectados y trasladó el malestar de los sordos por el trato que reciben en el servicio 010 de información, ofrecido por el Ayuntamiento de Sevilla. El portavoz declaró que reclaman "calidad en el servicio" y "respeto por las personas sordas".

El problema, según explicaron los afectados, proviene de los intérpretes de lengua de signos del 010, que prestan servicio a los usuarios que lo necesiten. Joaquín Solís afirmó que "los intérpretes no tienen el nivel suficiente" para atender las necesidades de los discapacitados auditivos. El Ayuntamiento ofrece a los sordos la posibilidad de hacer uso del servicio presencialmente en la Oficina de Información al Ciudadano del edificio Laredo o en los once distritos municipales y, telemáticamente a través del sistema Oovoo de videollamada. Pero los usuarios declararon ayer que "no entienden"a los intérpretes y que, por tanto, no se les está ofreciendo "un servicio de calidad".

Algunos de los afectados que asistieron al registro de firmas explicaron qué es lo que no les satisface de este servicio. Uno de los problemas que destacaron fue que el sistema de videollamada Oovoo no es el adecuado porque "no asegura la privacidad". Además, añadieron que "las videollamadas no se realizan con las condiciones adecuadas, es decir sobre un fondo de color uniforme y con buena calidad de imagen". Declararon que prefieren el servicio que utiliza la Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE), el Svisual.

Juan Espadas, portavoz socialista del Consistorio hispalense, acompañó ayer a los afectados al registro de firmas ante el Defensor del Pueblo. El socialista apuntó que "los sevillanos no están contentos con Zoido", ya que es la tercera vez en "poco tiempo" que acuden al Defensor del Pueblo. La primera vez, aclaró Espadas, un grupo de ciudadanos acudieron por "el tema de los desahucios". La segunda vez otro colectivo mostró su oposición a la zona azul. Y, ahora, son "las personas sordas las que se quejan". El portavoz socialista añadió que el servicio público 010 "se tiene que hacer con calidad" y "a satisfacción de las personas sordas, no del concejal".

Espadas explicó que en el pasado Pleno del Ayuntamiento el Grupo Socialista, junto con Izquierda Unida, aprobaron por unanimidad una moción para solucionar este problema del que se quejan los discapacitados auditivos. La respuesta del Consistorio, según Espadas, fue "la de siempre, que no hay ningún problema".

Joaquín Solís explicó que, tras esta moción, consiguieron que el gobierno municipal los recibiera y pensaron que "todo iba bien". Sin embargo, según relató Solís, el intérprete que asistió a la reunión era de los que prestan servicio en el 010 y que "no se entendían". "Fue como si no nos escucharan", afirmó Solís, "y, por ello, nos fuimos de la reunión". El portavoz de los afectados concluyó afirmando que no quieren "beneficios económicos", sólo quieren acceder al servicio como cualquier otro ciudadano garantizando la calidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios