Medio ambiente

Arranca en Glasgow la cumbre mundial del clima COP26

  • "Estamos cavando nuestra propia tumba", advierte el secretario general de la ONU sobre las emisiones de CO2, que el príncipe Carlos considera una "amenaza" mayor que la pandemia

Boris Johnson, Pedro Sánchez y Antonio Guterres, este lunes en Glasgow.

Boris Johnson, Pedro Sánchez y Antonio Guterres, este lunes en Glasgow. / EFE

El primer ministro británico, Boris Johnson, ha inaugurado este lunes la cumbre de líderes de la COP26 en Glasgow (Reino Unido) con un llamamiento a convertir la conferencia en el "principio del fin" de la lucha contra el cambio climático, para que las futuras generaciones sufran menos las consecuencias del calentamiento global.

"Si fracasamos, nuestros hijos no nos perdonarán. Nos juzgarán con amargura, y tendrán razón", dijo Johnson a los 120 jefes de Estado y Gobierno reunidos hoy y mañana en la cumbre del clima de la ONU.

El primer ministro británico ha recurrido a la figura del "hijo más ilustre de Escocia", el espía James Bond, para hacer una analogía entre sus aventuras de la ficción dirigidas a salvar el mundo y la amenaza real para el planeta que supone el cambio climático por la acción humana. "Estamos casi en la misma posición que James Bond, excepto que la tragedia es que esto no es una película y la cuenta atrás para el día del fin del mundo es real y el reloj está sonando", ha señalado el premier.

"Con dos grados más, pondremos en riesgo el suministro de alimentos. Con tres grados más, habrá más incendios descontrolados y cinco veces más sequías. Con cuatro grados más, diremos adiós a ciudades como Miami o Alejandría", ha añadido.

Intervención del príncipe Carlos

Por su parte, el príncipe Carlos, heredero al trono británico, ha instado al mundo a ponerse "en pie de guerra" para afrontar la emergencia climática. En su discurso ante los delegados, ha dicho que el calentamiento del planeta representa "una amenaza existencial", incluso mayor que la planteada por la pandemia de Covid-19.

El primogénito de Isabel II, que siempre ha estado interesado en la protección de la naturaleza, ha abogado por impulsar una campaña "de estilo militar" para canalizar "la fuerza del sector privado global", con "billones a su disposición". La aportación de las empresas, que mueven más capital que los gobiernos, ofrece "la única posibilidad real de conseguir una verdadera transición económica", ha afirmado.

Carlos ha señalado que muchos países, algunos de los cuales cargan con mucha deuda, no podrán sufragar la innovación necesaria para fomentar una economía verde. "La escala y el alcance de la amenaza que afrontamos llama a crear una solución global basada en transformar radicalmente nuestra economía fundamentada en los hidrocarburos a otra que sea auténticamente renovable y sostenible", ha declarado.

El príncipe ha pedido a los Estados "unirse para crear un ambiente que permita a todos los sectores industriales tomar las medidas necesarias".

Discurso de Antonio Guterres

Igualmente contundente ha sido el secretario general de la ONU, António Guterres, quien ha pedido a la comunidad internacional que se comprometa a recortar las emisiones de CO2 en al menos un 45% en 2030 para evitar "cavar nuestra propia tumba".

"Es el momento de decir basta. Basta de brutalizar la biodiversidad, basta de matarnos a nosotros mismos con carbono, basta de tratar a la naturaleza como una letrina y de cavar nuestra propia tumba", ha dicho Guterres durante la ceremonia.

El máximo responsable de Naciones Unidas ha agregado que la cumbre climática debe servir para "mantener vivo el objetivo de 1,5 grados" y "recortar las emisiones un 45% para 2030" y ha llamado a acabar con "nuestra adicción a los combustibles fósiles, que está llevando a la humanidad al límite", subrayando que "los recientes anuncios climáticos pueden dar la impresión de que estamos dándole la vuelta", pero "esto es una ilusión", ya que el planeta se dirige hacia un aumento de las temperaturas de 2,7º C a final de siglo.

"Aunque las recientes promesas sean reales y creíbles, y hay serias dudas sobre algunas de ellas, estamos aún acercándonos a una catástrofe. En el mejor escenario, las temperaturas subirán muy por encima de los 2º C", agregó.

Guterres ha apuntado también que existe un "un déficit de credibilidad y un superávit de confusión sobre la reducción de emisiones, con diferentes objetivos y distintas métricas". "Por eso, más allá de los mecanismos establecidos en el Acuerdo de París, hoy anuncio que estableceré un grupo de expertos para proponer estándares claros para medir y analizar los compromisos de emisiones cero de actores no estatales", ha dicho el secretario general de la ONU.

"Una revolución industrial sostenible es esencial"

El veterano naturalista y divulgador británico David Attenborough ha afirmado por su parte que "una nueva revolución industrial sostenible es esencial", porque "la concentración de carbono en la atmósfera es de 414 ppm (partes por millón)", una cifra que "define la crisis climática" y, en consecuencia, "habla de nuestra relación con la naturaleza".

"El clima estable y con estaciones predecibles que permitió el desarrollo de la civilización humana está en riesgo" por "el abuso de los combustibles fósiles y la destrucción de la naturaleza", ha alertado el científico británico durante su intervención en la cumbre COP26.

Según Attenborough, "la estabilidad de la que dependemos se está rompiendo" y "esta historia es una historia de desigualdad" porque "los que menos han contribuido" a la crisis climática se ven "más afectados", aunque "al final todos sentiremos el impacto".

"Para mantener el objetivo de contener el ascenso térmico en 1,5 grados, debemos capturar billones de toneladas de carbono de la atmósfera en la próxima década; una nueva revolución industrial sostenible es esencial y ya ha empezado", ha indicado.

Para ello, ha añadido, "tenemos que aprender juntos cómo conseguirlo y no dejar a nadie atrás", con el objetivo de "crear un mundo más igualitario".En el futuro, "la gente que hable sobre la COP26 se preguntará si sirvió para algo" porque, subrayó, "si somos capaces de desestabilizar el planeta, también seremos capaces de salvarlo. Por eso el mundo os está observando y por eso estáis aquí", ha finalizado.

Alocución de Pedro Sánchez

En su condición de anfitrión de la anterior cumbre del clima de la ONU, la COP25, que se celebró en Madrid en 2019, el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, ha sido el siguiente participante en la ceremonia de inauguración.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios