Dispositivos

Análisis: Probamos la tele de Xiaomi Mi TV P1 de 55 pulgadas

  • La serie P1, disponible en cuatro tamaños, es la gama media del catálogo de televisores de la marca en España

Serie Mi TV P1 de Xiaomi

Serie Mi TV P1 de Xiaomi / Xiaomi

Aunque Xiaomi lleva años vendiendo televisores en China, la llegada a España de estos productos es mucho más reciente y su catálogo, por tanto, más reducido. Dejando a un lado su modelo QLED (Mi TV Q1, de 75 pulgadas), la oferta de la marca asiática en nuestro país se articula en torno a la serie Mi TV P1, disponible en 32, 43, 50 y 55 pulgadas.

El producto que hemos probado es este último, una Mi TV P1 de 55 pulgadas, 4K UHD con Dolby Vision, HDR10 +, Dolby Audio y DTS-HD, además de Android TV 10.

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

Diseño

El diseño es sencillo y elegante, con marcos muy finos (salvo en la parte inferior) y una profundidad, sin las patas, de 90 milímetros. Dichas patas (vienen en la caja y hace falta destornillador para ponerlas) se sitúan a los lados de la pantalla, pero giradas ligeramente hacia el centro. Son de plástico, como la mayoría del dispositivo (la parte trasera, los marcos…), pero muy estables. También es posible enganchar la tele a la pared, comprando el accesorio correspondiente aparte.

Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

El botón de encendido está bajo el logo de la parte inferior de la pantalla (ahí también se sitúan unos indicadores luminosos que se encienden cuando hemos apagado el micrófono para que Google no nos escuche; si están apagados, el asistente está activo) y los conectores se encuentran en el lateral izquierdo de la pantalla y en la trasera, por la parte inferior (el acceso a estos últimos es un poco incómodo si se opta por poner la tele sobre las patas y no en la pared).

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

Procesador y sistema operativo

Mi TV P1 lleva un procesador MediaTek 9611, con CPU A55 de cuatro núcleos, GPU Mali G52 MP2, 2 GB de memoria RAM y 16 GB de almacenamiento. Trae instalado como sistema operativo Android TV 10 y, para quienes no se sientan cómodos con él (como es nuestro caso), Xiaomi ha añadido PatchWall, una interfaz propia que facilita el acceso de una forma en nuestra opinión más sencilla a las aplicaciones y contenidos favoritos.

Mando de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mando de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mando de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

El mando a distancia Bluetooth 360 grados es similar al de otros productos similares de la compañía, con accesos a las funcionalidades principales y botones dedicados para Netflix y Prime Video.

La tele trae Chromecast integrado y es compatible con los comandos de voz del asistente de Google.

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

Sonido

El sonido, como suele ocurrir con los televisores de gama media, es correcto, pero poco más. Ofrece varios modos de audio preconfigurados que a volumen medio o bajo no van mal pero en cuanto se sube un poco más de la cuenta distorsiona. Eso sí, se compensa con su compatibilidad con Dolby Audio y DTS-HD.

Conexiones

En el apartado de conexiones, la Mi TV P1 de 55 pulgadas de Xiaomi admite Bluetooth 5.0 y Wi-Fi dual (2,4 y 5 GHz) y cuenta con tres conectores HDMI (un puerto con eARC), dos USB 2.0, entrada compuesta (AV), ranura CI, Ethernet, salida de audio digital óptica y conector para auriculares de 3,5 milímetros.

Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Conectores de la Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

La pantalla

Hemos dejado para el final la parte central de una tele: la pantalla, 4K UHD con una resolución de 3840 x 2160. Aquí hemos tenido sensaciones encontradas, por así decirlo. No hay que olvidar que es un televisor de gama media (y de precio medio) y que, por tanto, no puede ofrecer la experiencia de las pantallas de rangos de precios muy superiores. A eso se añade que se trata de una tele de 55 pulgadas, y para alcanzar este tamaño respetable conteniendo el precio hay que recortar de alguna parte (por ejemplo, de los materiales que rodean a la pantalla).

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

Con todo, la pantalla de la Mi TV P1 55 pulgadas es bastante decente, aún más si se dedica un tiempo a calibrar los ajustes, porque la configuración de fábrica es decididamente mejorable. Una vez hecho eso, hay que decir que el sensor de luminosidad que ajusta el brillo de la pantalla en función de la iluminación del ambiente no nos ha convencido demasiado (hemos preferido, en situaciones concretas, seleccionar el modo de ahorro y ya está).

Si de lo que se trata es de disfrutar de contenidos de calidad (en teoría es compatible con HDR10+), mejor con las luces apagadas o con luz ambiental muy tenue, porque ofrece un brillo máximo medio, pero no sobresaliente (para los brillos premium hay que, de nuevo, rascarse más el bolsillo). Además, se echa en falta una mayor protección antirreflejante que evite mejor los reflejos en la pantalla.

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

Siguiendo con las pegas de la pantalla, su tasa de refresco no pasa de unos exiguos 60 Hz, algo que se nota en la reproducción de determinados contenidos, especialmente videojuegos. En cambio, procesa las imágenes en movimiento bastante bien, en especial para un producto de rango medio, ya que incluye tecnología de suavizado de movimiento MEMC.

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas

Mi TV P1 de Xiaomi de 55 pulgadas / Susana C. Gómez

En resumen

La Mi TV P1 de 55 pulgadas de Xiaomi es un buen producto que cubrirá los gustos y necesidades de los usuarios que quieran una televisión de precio razonable pero buen tamaño, con imagen y sonido decentes, una adecuada cantidad de conectores y compatible con los formatos de audio y vídeo más habituales.

Como suele ocurrir con la marca china, este televisor ofrece una buena calidad-precio y resultará atractivo para un usuario medio pero no tanto para quien busque imagen y sonido excelentes, una pantalla con mejor tasa de refresco y mayor brillo. Para conseguir eso hay que gastar mucho más de los 549 euros que, en el momento de la publicación de este análisis, cuesta en la web oficial de Xiaomi.

(*El dispositivo ha sido cedido por Xiaomi para una prueba de 30 días)

Comprar en Amazon

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios