sevilla - liverpool | el rival

En el mejor momento

  • Los 'reds' llegan tras cuatro triunfos consecutivos y con facilidad goleadora

La plantilla del Liverpool se divierte en el entrenamiento celebrado ayer en el Sánchez-Pizjuán. La plantilla del Liverpool se divierte en el entrenamiento celebrado ayer en el Sánchez-Pizjuán.

La plantilla del Liverpool se divierte en el entrenamiento celebrado ayer en el Sánchez-Pizjuán. / raúl caro / efe

El Liverpool, un histórico que también llegó a la fase de grupos de la Champions como el Sevilla tras superar la ronda de play off al Hoffenheim -entonces equipo de moda en el fútbol alemán- en los dos partidos (1-2 y 4-2), se presenta en Sevilla en su mejor momento de la temporada, después de encadenar cuatro victorias consecutivas en todas las competiciones (3-0 al Maribor y al Southampton, 1-4 al West Ham y 3-0 al Huddersfield) y con los llamados cuatro fantásticos -Mohamed Salah, Philippe Coutinho, Sadio Mané y Roberto Firmino- recuperados, en forma y brillando.

Un equipo muy físico y que tiene un filón en la fuerza de sus contragolpes que se encuentra en la Premier League en idéntica posición que el Sevilla en la Liga, quinto clasificado en la tabla con 22 puntos.

Con un verdadero arsenal ofensivo, la velocidad es una de las cualidades más extendidas en los hombres de Klopp. El egipcio Salah, que ya sabe lo que es jugar en el Sánchez-Pizjuán en la Europa League con los colores de la Fiorentina, es uno de los mejores exponentes de la calidad y la verticalidad de este equipo. Un descomunal disparo y una velocidad endiablada, que se una la rapidez de jugadores como el senegalés Mane, una fuerza de la naturaleza, el propio Alberto Moreno desde la segunda línea y alternativas como Oxlade-Chamberlain, que ya le sacó los colores a Mercado en más de una carrera en el partido que disputó con el Arsenal en pretemporada antes de ser traspasado al equipo de Anfield Road.

La plantilla del Liverpool La plantilla del Liverpool

La plantilla del Liverpool

Con el brasileño Firmino en estado de gracia, el Liverpool tiene opciones de ataque más que valiosas. Sturridge no es cualquier cosa, Lallana acaba de salir de una lesión y ha viajado y Coutinho es un enlace con una calidad supina. Sin olvidar al Solanke, un tanque con clase que en el Chelsea ya destacó y que tiene sólo 20 años.

En el centro del campo, la fortaleza de sus hombres hacen de su sistema defensivo un bloque rocoso. Henderson mantiene la posición y la juega con mucho criterio, Can y Wijnaldum son dos perros de presa con calidad para asociaciarse y Milner, un clásico en la Premier League, está para aportar trabajo y experiencia. Atrás y por el centro es donde más problemas tiene. Klopp da libertad a Joe Gómez y Alberto Moreno para que sean laterales largos y a los centrales les cuesta cruzarse a las espaldas de éstos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios