fútbol | campeón de LaLiga

La 26ª Liga, con el dominio total del Barça

  • El conjunto azulgrana suma su octavo campeonato de los últimos once con hegemonía de principio a fin

  • Messi, otra exhibición a base de goles y asistencias

  • Ernesto Valverde, un baluarte desde el banquillo

Messi levanta la copa de campeón de liga en el césped del Camp Nou entregada de manos de Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol. Messi levanta la copa de campeón de liga en el césped del Camp Nou entregada de manos de Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol.

Messi levanta la copa de campeón de liga en el césped del Camp Nou entregada de manos de Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol. / quique garcía / efe

Veintiséis títulos ligueros, ocho de los últimos once, es el botín del Barça en la Liga, un campeonato en el que, temporada tras temporada, recorta el número de conquistas respecto al Real Madrid, que posee siete más (33).

Los azulgrana son los grandes dominadores del campeonato en los últimos años. De los veintiséis títulos, trece, la mitad, los ha conseguido en los últimos 25 años y en la presente década suma siete, en un evidente aviso del poder de Leo Messi, santo y seña de los barcelonistas. El argentino ha vuelto a estar estratosférico, con 34 goles y 15 asistencias, y eso que se perdió dos encuentros ligueros en un momento importante del curso. Aunque el Barça se sobrepuso a su ausencia goleando al Real Madrid en el Camp Nou (5-1) y ganando en Vallecas (2-3).

En la segunda temporada de Ernesto Valverde, sustituto en el verano de 2017 de Luis Enrique, el Barça sumó su segundo título liguero consecutivo. Si en la pasada campaña, los azulgrana ganaron con 14 puntos de margen, en la presente la diferencia ha sido más o menos similar, con un equipo en el que se produjeron siete altas. Sin embargo, de los siete fichajes realizados, tres han tenido más o menos presencia en el equipo titular (Lenglet, Arthur y Arturo Vidal), uno poca (Malcom) y tres han tenido mínima incidencia, dos de ellos llegaron como cedidos (Murillo y Boateng) y el otro, Todibo, es un jugador cuyo fichaje se ha adelantado al quedar libre. La gran sorpresa ha sido la aportación de Lenglet, que ha aprovechado al máximo los problemas físicos de su compatriota Umtiti, y se ha consolidado como la pareja ideal de Piqué en el eje de la defensa.

Arthur empezó la temporada a gran nivel, pero acusó el alto ritmo de juego en la recta final y es cuando Arturo Vidal ha ganado protagonismo. Malcom, un fichaje de la secretaria técnica, solo tuvo incidencia en un par de partidos, en Milán ante el Inter y frente al Madrid en la ida copera. El Barça ha dominado el campeonato prácticamente de inicio. Se hizo con el liderato en la jornada siete y la abandonó momentáneamente en la octava ante el Sevilla; volvió a la primera plaza entre la novena y la duodécima y la cedió en la siguiente. Desde la jornada 14ª, cuando el Atlético empató en Montilivi (2-2), el Barça ya ha comandado el campeonato hasta el final.

Por décadas, el Barça logró un título en los años veinte (1929), tres en los cuarenta (1945, 48 y 49), tres en los cincuenta (1952, 53 y 59), uno en los sesenta (1960), uno en los setenta (1974), uno en los ochenta (1985), seis en los noventa (1991, 92, 93, 94, 98 y 99), tres en la primera década del 2000 (2005, 06, 09) y desde 2010, siete: 2010, 2011, 2013, 2015, 2016, 2018 y 2019.

La máxima diferencia en títulos ligueros conquistados con el Madrid fue en 1990 (25-10) y el Barça llegó a dominar este singular duelo con un máximo de cuatro títulos de diferencia (2-6) en 1953. El máximo de años que estuvo el Barça sin un título fue entre 1960 y 1974, el número de títulos consecutivos fue cuatro (1990-91 a 1993-1994). Ahora ha ganado ocho de los últimos once.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios