Resultados Abengoa 2019 Abengoa pierde 517 millones en 2019 pese a disparar su Ebitda un 60% en el ejercicio

Inauguración de la planta del proyecto A3T, en México, que ha tenido un impacto positivo en los resultados de 2019. Inauguración de la planta del proyecto A3T, en México, que ha tenido un impacto positivo en los resultados de 2019.

Inauguración de la planta del proyecto A3T, en México, que ha tenido un impacto positivo en los resultados de 2019. / M. G.

Con un retraso de dos meses y medio sobre el plazo legal previsto, Abengoa publicó este martes sus resultados del ejercicio 2019: perdió 517 millones de euros a pesar de que su Ebitda –beneficio bruto de explotación antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones– se disparó un 60% hasta los 300 millones de euros.

Las abultadas pérdidas la multinacional andaluza las explica "debido fundamentalmente al resultado financiero neto del ejercicio, incluyendo tanto el efecto de los fees reconocidos a los participantes en la operación de reestructuración de 2019, como las emisiones de deuda Reinstated Debt y el Mandatory Convertible de AbenewCo 1".

Además, la empresa que preside Gonzalo Urquijo admite que el resultado neto empeora considerablemente en relación con el trimestre anterior "debido principalmente al efecto de registrar la deuda NM2, Reinstated Debt y Old Money a valor de reembolso como consecuencia del Evento de Incumplimiento (Event of Default) de Abengoa S.A. al registrar patrimonio neto negativo".

En la comunicación hecha a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en la que comunica estas pérdidas, la compañía anuncia que va a solicitar a los acreedores financieros dispensas (waiver en el argot financiero) ante dicha situación de incumplimiento.

Las fortísimas pérdidas, contrastan con un Ebitda alto, de 300 millones de euros, lo que supone un incremento del 60% en comparación con el registrado en 2018. Abengoa explica este incremento en el Ebitda "principalmente por la entrada en operación del proyecto A3T, la reducción de gastos generales y 40 millones de euros de impacto positivo por el acuerdo alcanzado en la disputa del proyecto Dead Sea Works en Israel".

En consonancia con esa explicación, Abengoa detalla que la disminución de gastos generales se hizo de forma socialmente responsable hasta situarlos en 2019 en 70 millones de euros, que suponen una reducción del 9% respecto a los 77 millones registrados en 2018.

Igualmente, el aumento del beneficio de explotación antes de aplicar las variables financieras y fiscales se corresponde con un incremento de las ventas, que en 2019 alcanzaron los 1.493 millones de euros, con lo que se incrementan un 15% en comparación con las de 2018. Abengoa atribuye esa positiva evolución principalmente a una mayor ejecución en el segmento de Concesiones debido a la entrada en operación del proyecto A3T en México, así como en el segmento de Ingeniería y Construcción tras el inicio de la construcción de los proyectos contratados durante 2018 y principios de 2019.

En 2019, la contratación de Abengoa alcanzó los 1.107 millones de euros, lo que supone, aunque la compañía no lo cita, un retroceso del 15% respecto a los 1.303 millones contratados en 2018. La tendencia a que cada año contrate menos se repite desde que se hizo cargo de la dirección Gonzalo Urquijo. La empresa sí destaca en cambio que se han adjudicado de nuevos proyectos en Emiratos Árabes Unidos, Chile y España,y en concreto los de Taweelah (la planta de desalación de ósmosis inversa más grande del mundo) y de electrificación ferroviaria Vilnius- Klaipeda en Lituania. A 31 de diciembre de 2019, la cartera de pedidos la sitúa aproximadamente en 1.514 millones de euros.

Abengoa tiene desde que presentó el preconcurso de 2015 un problema de endeudamiento que ni siquiera las dos reestructuraciones hechas desde entonces, la primera para evitar la quiebra, han solucionado. La deuda financiera bruta se incrementó en un 5% en 2019 respecto al ejercicio anterior y asciende a 5.948 millones de euros. Este endeudamiento incluye 1.165 millones de euros que corresponden a deuda de sociedades clasificadas como mantenidas para la venta, y 558 de financiación de proyectos. De los 4.225 millones de euros restantes de deuda financiera corporativa bruta, 182 millones de euros están registrados a largo plazo y 4.043 millones de euros a corto plazo. 

Resultados por segmento

Las ventas en la actividad de ingeniería y construcción alcanzaron los 1.186 millones de euros y un Ebitda de 109 millones de euros, frente a los 1.112 millones de euros y 75 millones de euros (incluyendo los gastos de asesores participantes en el proceso de reestructuración que ascendieron a 28 millones de euros en 2018) respectivamente en 2018. El incremento en ventas se debió a la mayor ejecución en proyectos de Marruecos, Estados Unidos, Emiratos Árabes y Chile. El aumento de Ebitda se debió principalmente a los márgenes de nuevos proyectos en ejecución y a la mejora en los gastos de estructura ya iniciada en periodos anteriores, y al impacto positivo en relación con el acuerdo alcanzado en el proyecto Dead Sea Works de Israel.

En las actividad de infraestructuras de tipo concesional, las  ventas alcanzaron los 307 millones de euros y un Ebitda de 191 millones de euros, comparado con 191 millones de euros y 113 millones de euros respectivamente en 2018. Este aumento de ventas y Ebitda Abengo lo atribuye, principalmente, a la puesta en operación del proyecto A3T y una mejora en la producción de determinados proyectos concesionales.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios