Economía

La 'amnistía fiscal' recauda 1.200 millones, la mitad de lo previsto

  • La cifra, aún provisional, indica que han aflorado unos 12.000 millones de euros procedentes de más de 31.000 contribuyentes. Montoro cree que la medida ha merecido la pena.

Comentarios 12

El Gobierno ha recaudado 1.200 millones con la regulación fiscal que se aprobó en marzo pero que entró en vigor en junio, lo que ha supuesto un 48 por ciento de los 2.500 millones previstos para 2012. El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha informado este lunes de que la recaudación "provisional, aunque ya cerrada", significa un afloramiento de bases de 12.000 millones de euros.

El plazo para acogerse a la amnistía fiscal parcial, que permite la regulación de activos pagando un gravamen único del 10 por ciento, ha finalizado este lunes y, a juicio de Montoro, "ha valido la pena hacerla en un momento como el que vive España". Montoro ha recalcado que esta regulación fiscal permite recaudar para financiar los servicios públicos y alcanzar así los objetivos marcados por el Gobierno.

El titular de Hacienda ha aseverado que la balanza de pagos de España este año permite abrir "una puerta de esperanza", ya que en el tercer trimestre tenía un superávit de algo más de dos puntos porcentuales. "El cambio de la balanza de pagos ya es real", ha destacado el ministro de Hacienda, quien ha asegurado que el turismo es una fuente fundamental y básica para que España pueda salir de la crisis. Ha insistido en que a España lo que le conviene es reducir el déficit público y ha recalcado que no es una política impuesta por Europa, sino que lo que "le conviene". Así, ha indicado que hay que reducir el déficit a "un ritmo compatible" con no provocar más recesión económica, lo que ha calificado como "la única vía" para un país "como España", aunque signifique adoptar medidas "dolorosas" en términos sociales.

Más de 31.000 contribuyentes se acogen a la regularización

Más de 31.000 contribuyentes se han acogido a la regularización fiscal, con un importe medio de 37.800 euros por declaración, de los cuales el 93% ha dado el paso al final del proceso que cerró el pasado 30 de noviembre. Hacienda ha advertido de que se trata de un balance "provisional" por el hecho de que se ha realizado a partir de las declaraciones presentadas, y no de las cuantías ingresadas. Así, a medida que la Agencia Tributaria pueda disponer de información más detallada, podrá ofrecer "un balance más completo sobre los capitales aflorados, así como de los ingresos relacionados con dicho proceso". A ello se añadirá el análisis de las declaraciones tributarias especiales y las complementarias ya presentadas, así como las extemporáneas que se puedan seguir presentando por IRPF, Impuesto sobre Sociedades, Impuesto sobre el Patrimonio e IVA.

Por el momento, con datos a 30 de noviembre, el importe total ingresado se sitúa en 1.191 millones de euros, con 31.484 declaraciones, con un importe medio de 37.830 euros. Como ya se venía advirtiendo a lo largo del proceso de regularización, el grueso de las declaraciones se han concentrado al final del periodo de presentación, y en el mes de noviembre se han presentado 29.242 declaraciones, casi el 93% del total, por un importe a ingresar de 1.050 millones de euros. Según Hacienda, la Declaración Tributaria Especial permitirá que, a partir de ahora, un importante volumen de activos y bienes, que durante años permanecieron ocultos, afloren y pasen a tributar en próximos ejercicios. De esta manera, servirá para generar ingresos tributarios continuados en el futuro y supondrá una inyección de liquidez en la economía española, gracias al "importante volumen de activos y bienes".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios