Economía

El fraude financiero por internet se cuadruplica

  • El 'phising' o suplantación de páginas webs sigue siendo el principal delito

Los fraudes online a las entidades financieras en España ascendieron a 1.842 en el primer semestre de este año, una cantidad que multiplica por cuatro el dato del mismo periodo de 2007, cuando se registraron 492 casos. Así se desprende de un estudio realizado por la compañía de servicios de seguridad digital S21Sec, según el cual sólo la cifra registrada hasta junio del presente ejercicio supera en un 12% el dato de todo 2007, año que arrojó un balance de 1.644 fraudes bancarios en la Red.

Por tipología, el phising, o suplantación de páginas webs de empresas, repitió como el delito más común, ya que supuso el 60% de los casos (1.102). Seguidamente se situaron los troyanos, que son programas que se descargan sigilosamente en el ordenador del usuario para robarle información, con un 37% (686). El tercer lugar en el ranking lo ocuparon los redirectores, que cambian las direcciones de las páginas de phising para dificultar su cierre, con un 3% (54).

En cuanto al origen de cada uno de estos delitos, Estados Unidos continúa, un año más, en cabeza en lo que a suplantación de páginas webs se refiere, con un 38% del total, seguido de Turquía (16,2%). Una proporción menor concentran China, México y Alemania, al que S21Sec atribuye la procedencia del 5,4%, el 4,7% y el 3,9% de los fraudes, respectivamente.

Para los troyanos y los redirectores, también fue EEUU el principal foco, al concentrar el 49,8% y el 51,8% de los casos, respectivamente. En el caso de los troyanos, las siguientes en clasificación son Rusia, con un 7,2%, y Australia (6,9%), mientras que en los delitos de redirección, es Alemania la que ocupa esa posición, con un 9,2% del total de los delitos de ese tipo. Pese a que las estadísticas colocan a EEUU como el país donde se originan más fraudes bancarios online (38%), se observa un notable descenso respecto a la cifra de 2007, cuando ocasionó el 66% de las incidencias.

Respecto al tiempo de respuesta a estos delitos, el cierre de sitios fraudulentos necesitó una media de 1,6 días. En concreto, en los casos de phising se emplearon 1,6 días para clausurar las webs, mientras que los troyanos fueron neutralizados en 1,45 días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios