Economía

El hundimiento del PIB andaluz en 2020 fue superior al nacional, según el Observatorio Económico

  • El Observatorio Económico de Andalucía calcula que la economía regional se contrajo un 11,8%, frente al 11% que calcula el INE para España

  • Hace solo una semana el organismo estadístico andaluz, el IECA, calculaba un retroceso del 10,3%, siete décimas mejor que el español

Francisco Herrero, presidente de la Cámara de Comercio de Sevilla, y Francisco Ferraro, presidente del OEA Francisco Herrero, presidente de la Cámara de Comercio de Sevilla, y Francisco Ferraro, presidente del OEA

Francisco Herrero, presidente de la Cámara de Comercio de Sevilla, y Francisco Ferraro, presidente del OEA

El Observatorio Económico de Andalucía (OEA) calcula que la economía andaluza se hundió un 11,8% en 2020, una evolución ocho décimas peor que la calculada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) para España. Y bastante más negativa que la calculada por el organismo estadístico oficial andaluz, el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía (IECA), que justo hace una semana situaba la bajada del Producto Interior Bruto (PIB) de Andalucía en el 10,3%, siete décimas mejor que España.

Ese dato le valió al consejero de Economía, Rogelio Velasco (que es miembro del OEA), para decir que, pese al "horror" de un dato desconocido probablemente desde la Guerra Civil, "Andalucía lo había hecho siete décimas mejor que España", según el IECA por el buen comportamiento del sector agrario y la mejor evolución que en España de la construcción y el conjunto del sector servicios.

Ahora el propio OEA -en su informe Economía andaluza. Cuarto trimestre de 2020 elaborado con la colaboración de la Fundación Cámara de Comercio de Sevilla- estima una evolución peor que la nacional (aunque mejor que el 15% de caída que pronosticó en noviembre), entre otras cosas por un último trimestre en el que por primera vez desde el periodo abril-junio hubo contracción económica, lo que frustra la recuperación intertrimestral del segundo trimestre a partir del hundimiento inicial. Según el OEA, la economía a andaluza se contrajo un 0,4% entre octubre y diciembre respecto al trimestre anterior, una tendencia opuesta al avance del 0,4% en España y al 0,3% de incremento que calcula el IECA para la región en este periodo.

En 2021 el repunte será del 6% y no se volverá a niveles precrisis hasta 2023, según el OEA

Para el OEA, la situación ha estado marcada por las restricciones en los últimos meses del año para contener la pandemia, que han llevado a los hogares a reducir aún más el consumo y aumentar el ahorro; y a los turistas extranjeros a venir en menor medida aquí que a otras regiones. También la inversión se retrae por el aumento de la incertidumbre, igual que los intercambios comerciales. Sólo el sector público mantiene cierta intensidad de gasto, a todas luces insuficiente para compensar un retroceso que ya se atisbaba tras un tercer trimestre con menor rebote del esperado.

Por sectores, el único que resiste en el cuarto trimestre es el agrario. La construcción ya nota síntomas de agotamiento por la finalización de obras paralizadas durante el confinamiento, la industria -sobre todo la manufacturera- agudiza su caída por la generalización de la pandemia en Europa, y los servicios se ven lastrados por la intensificación del hundimiento de la hostelería y actividades culturales y recreativas.

Previsión para 2021

Para 2021, el Observatorio Económico prevé un repunte del 6% en el conjunto del año, con lo que se recuperaría solo la mitad de la riqueza perdida en 2020. Hasta 2023 no se volvería al nivel de PIB que había antes de la pandemia.

Los expertos del 'think tank' creen que la economía andaluza seguirá anémica en los dos primeros trimestres (incluso apuntan hacia una nueva contracción en el primero) y repuntará, si el tejido empresarial no está excesivamente dañado y fructifican las campañas de vacunación, a partir del tercero. De momento, comercio, hostelería, turismo, inversión y exportaciones van a sufrir en el primer trimestre, con el agravante de que probablemente el gasto público sea menor que en meses anteriores por el escaso margen fiscal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios