Crimen bebé de Los Prunos El hermano del bebé muerto, de sólo tres años, tenía múltiples contusiones y hematomas según el forense

  • El facultativo que examinó al niño en el hospital declara que cuando le preguntó quién le había hecho eso, respondió: "mami"

Los acusados ante el tribunal Los acusados ante el tribunal

Los acusados ante el tribunal / José Ángel García

El forense que examinó al hermano de sólo tres años del bebé muerto en Los Prunos explicó ante el tribunal del Jurado que enjuicia a los dos acusados de asesinato y malos tratos, Isabel M. R.M. Y Ezequiel T. R., que el niño presentaba "múltiples contusiones, hematomas y erosiones provocadas por agresión. Aquí se reúne toda la tipología lesional, todos los muestrarios que encontramos a la hora de describir una agresión". Ante estas lesiones, tanto el forense como la pediatra del Hospital Virgen del Rocío, le preguntaron al niño por quién se las había hecho y él dijo: "mamí".

El facultativo explicó que las lesiones que presentaba el niño eran de diferentes días. Estaban sobre todo en la cara, cuello, parte posterior de la oreja, glúteos, piernas y brazos. Además se encontraron unas seis compatibles con quemaduras de cigarrillos. Respecto a los múltiples hematomas de los glúteos, "cronológicamente eran de diferentes periodos de tiempo", explicó el forense. También presentaba grietas en la zona anal debidas a la falta de higiene. 

A preguntas de la defensa de la madre, el forense afirmó que las lesiones de la cara del niño eran "muy visibles" y que los hematomas son "nada compatibles con piezas de lego". Las defensas mantienen que el niño se cayó días antes de la litera y se clavó varias piezas de construcción que había en el suelo. Sobre la actitud del niño durante la exploración, comentó que era de "temor y miedo, y era muy difícil comunicar con él".

Ante el tribunal del jurado también declaró el agente que tomó las dos declaraciones como detenida a Isabel M. R. M. y realizó la transcripción de la conversación mantenida en el furgón de traslado de presos entre ambos acusados. Afirmó que en el audio ella acusa a Ezequiel T. R. y le dice cosas como "¿cómo has sido capaz de hacer esto?". Este mismo policía fue el encargado de tomar las declaraciones tanto en la guardería del bebé como en el colegio del niño. "En la guardería me dijeron que el bebé a veces tenía moratones", afirmó. 

Sobre quién fue la persona que acostó al bebé la noche de su fallecimiento, el agente explicó que en una primera versión, Isabel M. R. M. dijo que había sido ella, después que ambos. Sobre los hematomas que tenía el bebé en la cara, "ella dijo que eran de jugar y caerse"

La familia del acusado duda de la versión de sus hijos

El tercer día del juicio contó con los testimonios del hermano y dos de los tíos del acusado. Todos ellos coincidieron en afirmar que los hijos del acusado eran "mentirosos y manipuladores". El testimonio de estos dos menores es una de las pruebas que se presentan contra Ezequiel T. R. puesto que en él cuentan que presenciaron varios episodios de maltrato tanto al bebé fallecido como al otro hijo de Isabel M. R. M., la otra acusada. Una de las testigos, tía de Ezequiel, tiene una orden de alejamiento de los dos hijos del acusado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios