Juzgado de Guardia

Claro que la Gürtel y los ERE no son lo mismo

Mercedes Alaya en una conferencia en el Club siglo XXI. Mercedes Alaya en una conferencia en el Club siglo XXI.

Mercedes Alaya en una conferencia en el Club siglo XXI. / José Ramón Ladra

La juez Mercedes Alaya seguirá en la carrera judicial y no emprenderá la carrera política. La magistrada desmintió ayer, en un almuerzo en el club Siglo XXI, los rumores que apuntaban a que, tras haber criticado con dureza al PSOE y al PP, a los que acusó de echarla de la instrucción de los ERE y de las otras macrocausas, podría dejarse tentar por alguna otra formación política como Ciudadanos. No habrá ese salto a la política, como en su día hizo otro de los jueces estrella de este país, Baltasar Garzón, quien recientemente ha criticado a Alaya por opinar sobre el caso de los ERE, donde están acusados los ex presidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán.Alaya volvió ayer a pronunciarse sobre los ERE, pero curiosamente rehusó valorar la sentencia de la Gürtel, donde el Partido Popular ha sido condenado como partícipe a título lucrativo.Para Alaya, la Gürtel y los ERE no son supuestos equiparables, porque, según la magistrada sevillana, tener a dos ex presidentes de la Junta sentados en el banquillo no guarda similitud alguna con la condena al PP en la Gürtel. Alaya continuó diciendo que el caso de los ERE es una “concesión ilícita de subvenciones públicas de hasta 850 millones de euros”, mientras que la condena del PP como partícipe a título lucrativo, en su opinión, “no es una responsabilidad penal”.Olvida la juez que la sentencia de la Gürtel declara como hechos probados que se creó “en paralelo un auténtico y eficaz sistema de corrupción institucional” a través de “influyentes militantes de dicho partido” que tenían posibilidades de influir en los procedimientos de toma de decisión en la contratación pública que “dirigían o controlaban directamente a través de terceras personas”, además de las donaciones a la famosa Caja B.

En los ERE se buscó una financiación ilegal que nunca se encontró

Y también olvida Alaya que la gran diferencia entre la Gürtel y los ERE está en que en el primer caso altos cargos como el ex tesorero del PP Luis Bárcenas se lucraron, mientras que en los ERE –con la posible excepción del director de Trabajo Javier Guerrero– no se ha demostrado nada hasta ahora, y eso que se investigó a conciencia si existía una financiación ilegal del PSOE, más allá de que el sistema de concesión de las ayudas fuese irregular o no. En una cosa tiene razón Alaya, Gürtel y ERE no son lo mismo. Y de hecho la sentencia dictada ha acabado con el Gobierno del PP. Para saber el impacto de la de los ERE aún queda mucho tiempo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios