Festival de Cine de Sevilla

Los autores de ‘Ciutat morta’ prosiguen la búsqueda de “verdades alternativas” con ‘Idrissa’

  • Xapo Ortega y Xavier Artigas investigan la muerte de un inmigrante en un centro de Barcelona

Los directores de ‘Idrissa’, en la presentación de su filme. Los directores de ‘Idrissa’, en la presentación de su filme.

Los directores de ‘Idrissa’, en la presentación de su filme. / Manuel Gómez

Comentarios 1

Tras retratar un caso de corrupción policial, "hacer un juicio paralelo y contar una verdad alternativa" en Ciutat morta, Xapo Ortega y Xavier Artigas intentan arrojar luz sobre otros controvertidos hechos reales en Idrissa, crónica de una muerte cualquiera, en la que investigan el final del guineano Issidra Diallo, un joven que falleció en 2012 en una celda del Centro de Internamiento de Extranjeros de Barcelona.

Los cineastas buscaban llegar con su investigación a las razones de esta muerte, pero "la opacidad total" que encontraron hizo "imposible desmontar nada", cuenta Artigas. Los informes facilitados apuntaban a una parada cardiorrespiratoria, pero poco más se sabe de qué ocurrió realmente mientras Diallo estaba custodiado por los agentes. "La Policía no quiso entregar las imágenes de las cámaras de vigilancia, y en los testimonios que recoge el informe todos dicen lo mismo, pero se repiten idénticas faltas de ortografía como si se hubiesen copiado las distintas declaraciones", denuncian.

Así, Artigas y Ortega decidieron estructurar su documental en dos partes: una en la que detallan su investigación y otra, un homenaje al inmigrante fallecido, en el que "hicimos lo que no había hecho el Estado español: repatriar su cuerpo y llevárselo a los familiares; conocer su historia, ponerle nombre y cara para que sepamos quién fue esta persona".

En el encuentro con los periodistas, los directores quisieron dejar una silla vacía para resaltar la ausencia de Yakouba Diallo, hermano de Idrissa y uno de los protagonistas del documental. "Pese a que tenía el billete de avión y todos los papeles necesarios, la invitación de este festival y de otras citas, se le ha denegado el visado", un gesto que los creadores consideran "una muestra más" de la "violencia burocrática que ejerce el Estado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios