Patrimonio

El tesoro original estrena las nuevas salas temporales

La llegada del tesoro original, custodiado desde hace 30 años en una cámara de seguridad, puede ser el punto de partida de un compromiso en firme por parte de todas las administraciones para la recuperación del esplendor del Museo Arqueológico de Sevilla, aquejado desde hace años de graves achaques tanto en la estructura como en el discurso expositivo.

La muestra Carambolo. 50 años de un tesoro (aunque el miércoles pasado se cumplieron 51 del hallazgo) inaugurará las nuevas salas temporales tras siete meses de reformas. El deteriorado estado de conservación de estas dependencias y la necesidad de ampliar la capacidad de las mismas llevó a la Junta de Andalucía, institución que gestiona el museo mientras el Estado es su titular, a destinar una partida de 1.015.446 euros para acometer unas reformas de urgencia.

Con esta intervención, las salas de exposiciones temporales, realizadas en 1970 en la entreplanta del histórico edificio de Aníbal González, se ha aumentado el espacio expositivo de los 350 iniciales a los 605 metros cuadrados actuales; asimismo, se ha dotado a las dependencias de paneles móviles en sus muros que permiten jugar con la luz y abrir grandes ventanales con vistas a la Plaza América. Con esta muestra, se estrenarán también los sistemas de climatización y de iluminación, así como nuevas medidas de seguridad para evitar incendios y robos, además de vitrinas diseñadas para las muestras temporales, que han costado unos 97.000 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios