Análisis

Fernando Faces

Santelmo Business School

Lo que los líderes no nos cuentan

Los ciudadanos no han sido informados de la complejidad que supondrá en los próximos años la transformación del modelo productivo, la transición energética en marcha

Lo que los líderes no nos cuentan

Lo que los líderes no nos cuentan

El último informe del Grupo Internacional de Expertos sobre el Cambio Climático  (IPCC) concluye que avanzamos inexorablemente hacia que el calentamiento global supere el nivel crítico de incremento del 1,5% con respecto a los niveles de 1990.Tan solo una respuesta inmediata, rápida y contundente en la reducción drástica de las emisiones de efecto invernadero podría conseguir que no nos acerquemos aL nivel crítico y sin retorno de un incremento del calentamiento global del 2% . De cualquiera de las maneras en los próximos 20 o 30 años asistiremos a eventos catastróficos, con una frecuencia insólita,de tempestades, lluvias inundaciones, olas de calor y otros eventos meteorológicos extremos, que ya estamos padeciendo. Tras muchos años de ceguera y negación de las evidencias científicas el mundo político ha llegado a la convicción de que es necesario actuar de una manera inmediata. La Unión Monetaria Europea es la que lidera y protagoniza la lucha contra el cambio climático con la aprobación del Pacto verde en 2019 y la Ley del Clima en 2021.La humanidad se enfrenta al acontecimiento más severo y dramático de los últimos siglos. Dos terceras partes de los ciudadanos de los países avanzados son conscientes de la gravedad del calentamiento global como consecuencia de la excesiva emisión de gases de efecto invernadero, y ven la necesidad de una actuación inmediata de los gobiernos. De lo que no son conscientes es de las implicaciones de esta actuación en la economía,en los hábitos sociales, en el modelo de crecimiento, en los mercados de trabajo, en los hábitos de consumo, en lasformas de vida y en su bienestar. No lo saben porque los líderes políticos  no les han informado.

Los costes de la Transición Verde

Todas las transiciones estructurales de un modelo productivo a otro tienen , a corto plazo,altos costos económicos, sociales y políticos . Lo tuvo la transición a la Era Industrial y lo está teniendo la transición a la Era Digital. El COVID-19 ha despertado la conciencia de los ciudadanos y de los políticos de la aceleración e intensidadcon qué se van a producir  transformaciones geopolíticas,económicas y sociales en esta década .También ha contribuido a una mayor concienciación del gran reto global que implica la amenaza medioambiental del calentamiento global y la necesaria transición ecológica y energética. Los costos de la transición energética serán de billones de dólares, pero a largo plazo los beneficios y externalidades en términos de salud, sostenibilidad y bienestar serán inmensamente superiores. Pero no hay disyuntiva,o aceptamos y nos preparamos para los costos de la transición verde o aceptamos una catástrofe global. Y lo más importante, a medida que retrasamos el momento de la actuación nos arriesgamos a una transición más precipitada, abrupta y costosa.

No obstante, hay que reconocer que los responsables políticos no han explicado a los ciudadanos ni los han mentalizado en la complejidad y severidad de los ajustes  que deberán de afrontar en los próximos años. El principal factor de transformación será la transición energética desde los combustibles fósiles a las energías renovables no contaminantes. Esta transición implicara grandes cambios en los sistemas de producción,obsolescencia prematura de plantas, equipos , máquinas ymedios de transporte. Restructuración profunda de sectores como el energético, el industrial , el de transporte,automóviles, alimentación etc. A corto plazo el potencial de crecimiento y creación de empleo podría reducirse.Desaparecerán pequeñas empresas, incapaces de adaptarse y soportar el incremento transitorio de los precios de la energía fósil. En los mercados de trabajo se exigirán nuevas capacidades que no todos los trabajadores serán capaces de adquirir en un rápido proceso de aprendizaje y adaptación. La lucha contra el cambio climático implicara modificaciones en los hábitos de consumo y alimentos, en la movilidad, en el tipo de vivienda,en los sistemas urbanos y en otros ámbitos sociales y de convivencia. Amedio y largo plazo surgirán nuevas empresas, nuevos mercados, nuevos empleos, nuevas oportunidades que preservarán y harán progresar el Bienestar Social. En cualquier caso la transición es inevitable, no hay elección,la alternativa es la destrucción del ecosistema humano. Lo que sí se puede y debe de hacer es diagnosticar, planificar,y ejecutar las acciones necesarias para que los costos de transición sean los menores posibles e informar a los ciudadanos del reto al que nos enfrentamos y delcompromiso individual y colectivo que exige la transición ecológica. Es la labor pendiente de los gobiernos, que con excepciones no han informado suficientemente a los ciudadanos ,o se lo ha planteado como un camino de ángeles y  rosas.

La UE lidera la Transición

La Unión Europea lidera la transición energética y ecológica a nivel global. En el Pacto Verde aprobado en 2019 y más recientemente en la Ley Europea del Clima,aprobada en julio de 2021, cuyo objetivo es reducir las emisiones de CO2 en el 55% en 2030 y alcanzar cero emisiones en 2050,el objetivo es que la transición verdesea efectiva, eficiente, justa e inclusiva. Efectiva porque se consiga reducir ,en los plazos previstos, los porcentajes de reducción de las emisiones. Eficiente porque no dañe la competitividad de Europa frente a otros países competidores. Justa e inclusiva porque diagnostiqué y reparta justamente tanto los costes como los beneficios en  bienestar entre los países , las regiones,, los sectores y los ciudadanos .en función de su capacidad y recursos para acometer la transición. Teniendo en cuenta sus niveles de renta y pobreza energética. El plan “Objetivo 55 “ aprobado en el mes de julio de 2021 hace una relación de las propuestas de actuación, financiación y ayudas a los países con menores recursos o mayores dificultades. En los próximos años el 30% del presupuesto comunitario irá destinado a financiar la transición medioambiental. El fondo europeo Next Generation destinará a la transición verde el 37% del fondo,

Con el objetivo de que la transición verde sea justa e inclusiva entre los objetivos y propuestas está la creación del Fondo Social para el Clima con una dotación de 72.200 millones de euros para el periodo 2025- 2032 ,queirá destinado a la ayuda de los sectores, empresas y ciudadanos con mayores dificultades de adaptación  o con mayor pobreza energética. El COVID-19 ha sido un acelerador de tendencias y de compromisos , así como dela toma de conciencia de qué el mayor reto de la humanidad se va a producir en los 10 próximos años:lapreservación del planeta y del ecosistema humano. En  enla próxima Cumbre del Clima ,que se celebrará en Glasgow en el mes de noviembre de 2021,la Unión Europea intentará ser el faro que ilumine y estimule al resto de los países, invitándoles a adherirse al “Objetivo 55” y a las líneas directrices de la Ley del Clima.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios