JUICIO "Al Chicho no le vais a ver más. Lo he matado yo": el acusado del asesinato de Alcalá confiesa

Desde mi córner

Luis Carlos Peris

Como suele pasar, los tiros al entrenador

INNUMERABLES dudas, unas más razonables que otras, dejó la segunda jornada de la Liga según Sevilla. Y como suele ocurrir tras lances tan negativos, las figuras de los entrenadores acaba salpicada. El fútbol suele vivir mucho de los impulsos viscerales y lo que los aficionados solucionan en la barra del bar, en los medios también la pizarra suele ser culpabilizada de estos contratiempos que tan malos cuerpos dejan a su paso.

Nunca fui especialmente crítico con el entrenador, sobre todo porque en la pizarra se gana siempre y en el campo bastante menos. Y en el caso que nos ocupa, tampoco. Por ejemplo, Unai Emery es un técnico que suele ganar bastante más que pierde y no es cosa de atacarle por el mero hecho de haber caído ante un equipo bastante mejor. En cuanto a Pepe Mel, creo que debe ser el técnico del Betis hasta que las cosas se pongan decididamente irremediables.

Si los ataques a Unai son incomprensibles tras observar su hoja de servicio y sus números, incuestionables sin duda, los que sufre Mel no son de recibo a estas alturas de la temporada. Y no sólo no son lógicos, sino que da la impresión de que su figura se utiliza torticeramente por personajes de dudosa credibilidad e indudable incuria futbolísica y también de la vida misma. En la goleada del sábado, su cuota de culpabilidad debería ser alícuota y por ningún motivo exclusiva.

Quizá la alineación en el Bernabéu sonase a rarita, pero tampoco es una tontería allí taponar las bandas. Sí tengo una objeción y es la falta de sincronización del sistema defensivo, causantes de unos agujeros en la línea de flotación por los que tiembla el misterio. A Unai, poco que objetarle por mucho que se cuestione la titularidad de Beto o la muy precipitada de un Llorente con sólo dos entrenamientos a sus órdenes. Pero la verdad es que esto no ha hecho más que empezar y...

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios