prisiones

CSIF denuncia que la prisión de Sevilla-I vuelve a quedarse sin enfermeros

  • Los médicos consideran que se está poniendo en "grave riesgo la vida de los internos" al "menoscabar asistencia sanitaria".

El sindicato CSIF de prisiones ha denunciado este jueves que el centro penitenciario de Sevilla-I se ha vuelto a quedar sin enfermeros, una denuncia que ha sido corroborada por los médicos de la cárcel que han informado a la dirección del centro de que se está "poniendo en grave riesgo la vida de los internos" al "menoscabar la asistencia sanitaria de urgencia".

El coordinador de Prisiones de CSIF, Claudio Esteban, ha enviado este jueves un escrito a la subdirectora general de Recursos Humanos de Instituciones Penitenciarias, en el que denuncia igualmente que se están produciendo unas circunstancias que "ponen en grave riesgo la asistencia de los internos", y ha añadido que el problema es "tan grave que en el día de hoy no se encontraba prestando servicio ningún enfermero del centro", lo que ha obligado a la subdirección de Recursos Humanos a ordenar que un enfermero del hospital psiquiátrico penitenciario atienda "provisionalmente" las necesidades asistenciales básicas de los internos de Sevilla-I.

Esta adscripción de un enfermero se produce en horario de mañana, por lo que las tardes y las noches el centro se queda sin este profesional sanitario. Esta situación, continúa CSIF, "debería haber sido prevista y controlada" por el departamento de Recursos Humanos, al tiempo que señala que los trabajadores de la prisión "hubieran apreciado que alguien con capacidad de decisión hubiera comprobado in situ en qué estado se presta el servicio de enfermería en Sevilla I", pero la secretaría general de Instituciones Penitenciarias, "en un claro ejemplo de dejación de funciones, ha decidido no actuar", precisa el representante sindical en la carta.

El sindicato considera que para que se pueda prestar una asistencia sanitaria "correcta" y soportar la carga de trabajo adecuada, es preciso que haya "dos enfermeros en cada turno de guardia los sábados y festivos", además de mantener un mínimo de siete enfermeros en plantilla "activa/real", el "diálogo desde el respeto y en aras de una dignificación profesional", y que quede "perfectamente clara y definida la adscripción temporal y extraordinaria del enfermero del hospital psiquiátrico en cuanto a horario y funciones".

Para el CSIF existe una "oportunidad inmejorable a partir de hoy, tras el cambio en la dirección del centro".

Por su parte, los médicos de la prisión han enviado otra carta a la dirección del centro denunciando el problema existente desde el pasado 31 de mayo con la ausencia del persona de enfermería, por cuanto "no se puede llevar a cabo la correcta asistencia sanitaria a la población penitenciaria".

Para los facultativos, en primer lugar se está "menoscabando la asistencia sanitaria de urgencias, poniendo en grave riesgo la vida de los internos, incumpliendo la administración penitencia una de sus obligaciones fundamentales de la Ley General Penitenciara en la que se contempla que la Administración Penitenciaria velará por la seguridad y la vida de los internos bajo su tutela".

Igualmente, se está "demorando" toda la actividad derivada de la consulta de enfermería, como extracciones sanguíneas, inyectables, curas programadas, etc., con el consiguiente "deterioro de la calidad asistencial prestada" porque además algunos de los presos están aquejados de patologías “crónicas y graves que precisan controles sanitarios continuos”.

Por último, denuncian que en muchas ocasiones los facultativos y los auxiliares de enfermería se ven "abocados a cometer intrusismo ante la ausencia de enfermero, con el riesgo consiguiente del cuidado de los internos y vulneración de los derechos" de estos profesionales.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios