Unificación de las sedes judiciales

La Ciudad de la Justicia en Palmas Altas será una realidad en 2022

Una de las rotondas que existen en el interior de la sede de Abengoa, que se convertirá en la Ciudad de la Justicia. Una de las rotondas que existen en el interior de la sede de Abengoa, que se convertirá en la Ciudad de la Justicia.

Una de las rotondas que existen en el interior de la sede de Abengoa, que se convertirá en la Ciudad de la Justicia. / Juan Carlos Vázquez

El plan de movilidad de Palmas Altas ha concluido que la Ciudad de la Justicia es viable, siendo la intención del gobierno andaluz que el traslado se produzca a finales de 2022 o el primer semestre de 2023. Esta es una de las principales consecuencias de la reunión de trabajo que mantuvieron ayer Juan Marín, vicepresidente y consejero de Justicia de la Junta de Andalucía, con el alcalde Juan Espadas.

El estudio realizado por los técnicos de la consejería para determinar la idoneidad de ubicar en la sede de Abengoa la Ciudad de la Justicia entiende que el emplazamiento es el “idóneo ya que cumple con la accesibilidad”. La encuesta destaca que los trabajadores y usuarios se decantan en un 39% en desplazarse hasta esa zona de la ciudad en coche privado. Lo que se traduce en unas 4.500 personas al día, cifra similar a las que van ahora al Prado de San Sebastián.

En la hoja de ruta aparece que la licitación saldrá este año con la intención de que en 2022 o principios de 2023 se pueda empezar el traslado de los juzgados a Palmas Altas. La duración estimada del acondicionamiento es de 18 meses. La Movilidad será reforzada con una lanzadera de Tussam que saldrá desde el Prado de San Sebastián (o la estación de autobuses de San Bernardo) y la construcción de otra pasarela peatonal sobre la SE-30 que una el complejo judicial con el barrio de Los Bermejales. Hay que sumar que para esas fechas debe estar ya operativo el nuevo carril del Puente del Centenario.

El proyecto cuenta con un presupuesto de 110 millones para la compra de los edificios de Abengoa (con un coste de 78 millones) y dos parcelas, adyacentes al Campus de Palmas Altas, para ampliar la superficie destinada a sede de la Audiencia Provincial y a aparcamientos. En cuanto a la financiación, se estudia una colaboración público-privada.

La Ciudad de la Justicia tendría 107.866 metros cuadrados construidos, frente a los 64.608 metros cuadrados disponibles en la actualidad, de los que 31.196 son en alquiler. Esto permitiría trasladar a Palmas Altas todos los órganos judiciales de la ciudad. La otra parcela de 10.000 metros cuadrados sería para aparcamientos con unas 1.500 plazas.

“La Ciudad de la Justicia en Palmas Altas tiene luz verde. No es solamente el lugar idóneo, sino que cumple con lo que nos pedía el sector: es accesible y va a tener garantizada aún más esa accesibilidad con otras infraestructuras como puede ser la Línea 3 de Metro, cuya construcción está prevista que arranque en 2022, y el tercer carril del Puente del V Centenario”, indicó Marín ante de explicar que la afluencia de público al centro comercial Lagoh no coincide con los horarios de atención al público de la Administración de Justicia.

El proyecto contempla dos parcelas para la sede de la Audiencia y más aparcamientos

Para llevar a cabo el estudio sobre las necesidades de movilidad se han realizado un total de 769 encuestas realizadas a trabajadores de la administración de la Justicia, profesionales relacionados con ella y usuarios de todas las sedes judiciales de la ciudad para conocer sus hábitos actuales de transporte y los que adoptarían en caso de trasladarse a Palmas Altas. El estudio ha revelado que a diario acuden a los juzgados “casi 4.500 personas” y que el 37% acude a las sedes judiciales en vehículo privado, mientras que el 35% va en transporte público (15% en bus, 10% en Metro).

Para trasladarse a Palmas Altas, el 39% ha manifestado que lo haría en coche, mientras que el 35% desearía ir en Metro. Otro dato importante es que actualmente el 81,7% de los usuarios proviene de Sevilla y el 35% tarda entre 16 y 30 minutos en llegar. Igualmente, se han estudiado los flujos de tráfico con medidores en los puntos de acceso a Palmas Altas.

El vicepresidente explicó que para evitar la dispersión y atender la demanda de aparcamiento “vamos a contar también con la posibilidad de ampliación, con dos parcelas para trasladar también la Audiencia Provincial y abordar el crecimiento futuro de los órganos judiciales”, tal y como reclamaron los profesionales de la Justicia para evitar la dispersión. Estas dos parcelas permitirán la construcción en una segunda fase de un nuevo edificio judicial, “que se abordará con colaboración público-privada, siguiendo el modelo de la Ciudad de la Justicia de Córdoba”, así como con un edificio de aparcamientos para poder abordar la demanda. “Estamos en conversaciones con el centro comercial Lagoh para hacer una cesión de uso durante fines de semanas y festivos, que son los días en los que no será utilizado para dar servicio a la Ciudad de la Justicia”.

“Hemos dado hoy un paso muy importante en el acuerdo entre las dos administraciones para lograr el impulso definitivo a este proyecto que lleva tanto tiempo pendiente como es la Ciudad de la Justicia. Se va a hacer con todas las garantías y con un trabajo conjunto entre las administraciones. Esta es una decisión que va a ser uno de los hitos que definan el futuro desarrollo de la ciudad hacia el sur y se enmarca en nuestro modelo de ciudad”, explicó el alcalde socialista, quien anunció su objetivo de lograr que el máximo número de grupos políticos de la Corporación se sumen a este acuerdo para que sea una decisión “por unanimidad” y consenso. La Junta y el Ayuntamiento continuará una línea de trabajo conjunta para ejecutar un programa de medidas que garanticen la movilidad y la accesibilidad.

Espadas mira a Marín durante su intervención en la rueda de prensa tras la reunión de trabajo. Espadas mira a Marín durante su intervención en la rueda de prensa tras la reunión de trabajo.

Espadas mira a Marín durante su intervención en la rueda de prensa tras la reunión de trabajo. / José Ángel García

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios