Sevilla

Detenido un hombre de 46 años por mantener sexo con una niña de 13 en Sevilla

  • El arrestado ha quedado en libertad provisional con la prohibición de acercarse y comunicarse con la menor

  • Se le imputa un delito de abuso sexual, pues la edad mínima para el consentimiento en las relaciones es de 16

Un patrullero de la Policía Nacional, en el hospital en el que fue explorada la menor.

Un patrullero de la Policía Nacional, en el hospital en el que fue explorada la menor. / Juan Carlos Muñoz

La Policía Nacional detuvo el martes a un hombre de 46 años por mantener relaciones sexuales con una niña de 13. El sexo entre el arrestado y la menor era consentido, si bien se le imputa un delito de abuso sexual, ya que en España la edad mínima legal para mantener relaciones sexuales con consentimiento es de 16 años.

Los hechos ocurrieron en una barriada periférica de la zona Norte de Sevilla, donde el hombre, viudo desde hace dos años, había iniciado una relación sentimental con la niña. La madre de la menor denunció los hechos ante la Policía Nacional la semana pasada, al enterarse de la relación. El hombre es conocido de la familia. El Grupo de Menores de la Policía Nacional abrió una investigación y detuvo al presunto autor de los abusos.

La madre explicó que había tenido sospechas de lo que ocurría desde el pasado verano, cuando la menor empezó a acudir con frecuencia a un establecimiento del barrio en el que coincidía con este adulto. La familia instó al hombre a que cortara la relación con la menor. A raíz de ahí, se dieron cuenta de que la niña salía muchas veces a pasear a su perro. Lo que hacía era dirigirse a casa de un vecino del barrio, que le dejaba su teléfono móvil para que contactara con el amante.

A principios de noviembre, la familia se dio cuenta de que la menor había mentido para encontrarse de nuevo con este hombre en su coche. Un día después, descubrieron que le había regalado una alianza con la inscripción "Tú y yo", mientras que él tenía una similar. Además, la familia descubrió unos audios de WhatsApp de alto contenido sexual, en el que el detenido confesaba haber practicado sexo oral con la chica. También le había pedido, a través de un mensaje por una red social, que no dijera nada de que le había practicado una serie de tocamientos.

Durante una exploración practicada en el hospital, la menor admitió mantener una relación con su presunto abusador, afirmó que estaba enamorada de él y que todos los actos sexuales que habían practicado habían sido bajo su consentimiento. La Policía Nacional detuvo al presunto autor de los hechos y lo puso el martes a disposición judicial.

El juzgado de Instrucción 11 de Sevilla, al que le cayó este asunto por reparto, acordó, a petición de la Fiscalía, la puesta en libertad con cargos del detenido. Le impuso como medida cautelar la prohibición de comunicarse y aproximarse a la menor, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios