Sorteos Lotería Nacional, Bonoloto y Primitiva: resultados de este sábado 4 de febrero

Sevilla

Muere de forma repentina el jefe de la comisaría de la Policía Nacional en Nervión

  • Conmoción entre los agentes sevillanos por el fallecimiento del inspector jefe Álvaro Hernández Bohórquez

El inspector jefe Álvaro Hernández.

El inspector jefe Álvaro Hernández. / Antonio Pizarro

El inspector jefe de la Policía Nacional Álvaro Hernández Bohórquez murió este lunes de manera repentina en Sevilla, como consecuencia de un paro cardíaco que sufrió sobre las tres de la tarde. Álvaro Hernández, de 53 años, era un policía con una dilatada trayectoria en el cuerpo, y había desempeñado diversos puestos importantes en el organigrama de la Jefatura. Actualmente ocupaba el cargo de jefe de la comisaría del distrito Nervión.

Hernández Bohórquez era una persona muy querida en el seno de la Policía de Sevilla y su muerte ha supuesto un golpe muy duro para los numerosos compañeros con los que trabajó. Antes de dirigir la comisaría de Nervión, fue por ejemplo jefe del Grupo Hércules, una de las unidades más operativas de la Policía Nacional en la capital andaluza, dedicada a la vigilancia y patrullas motorizadas por el casco histórico y la zona monumental de la ciudad.

Antes había sido jefe del Grupo Operativo Especial de Seguridad (GOES) y de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR), que en Sevilla se conoce como los Rayos. Varios de los agentes que trabajaron con él explicaron a este periódico que se encuentran en shock, y lo recuerdan como una persona muy implicada en su trabajo. Deja dos hijos.

Bajo su mando se hicieron decenas de operaciones exitosas y se combatió con gran éxito la delincuencia de baja intensidad que padece el centro de Sevilla, que consiste sobre todo en carteristas y descuideros. Hace unos años fue el encargado de montar una exposición de bicicletas robadas, que habían sido recuperadas por la Policía en distintas operaciones. Aquello sirvió para que muchos ciudadanos pudieran recuperar sus bicicletas.

Desde su llegada, la comisaría de Nervión también había encadenado una serie de intervenciones destacadas, como la detención de un hombre por un robo que acabó con la muerte de la víctima, las del grupo de jóvenes de la caza al pijo que agredieron a varios menores en el Parque de la Buhaira, el arresto de un hombre por abusar sexualmente de la nieta de su pareja y dejarla embarazada o la desarticulación de una banda de atracadores muy activa.

En Nervión también estuvo presente durante la investigación del tiroteo que se registró a las puertas de la comisaría, el 22 de noviembre de 2019, cuando un hombre entró en la comisaría armado con un cuchillo y fue abatido por dos policías. A ese suceso corresponde precisamente la fotografía que ilustra esta información.

La muerte de este inspector jefe se produce apenas unas horas antes de que tome posesión el nuevo jefe superior de Policía en Andalucía Occidental, Andrés Martín Garrido Cancio, que jurará su cargo a las diez de la mañana de este martes en un acto que tendrá lugar en la Delegación del Gobierno en Andalucía, en la Plaza de España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios