Movilidad

La ordenanza de los patinetes en Sevilla será modificada para aumentar su peso

Un joven circula con un patinete eléctrico de alquiler por uno de los carriles bici de la ciudad. Un joven circula con un patinete eléctrico de alquiler por uno de los carriles bici de la ciudad.

Un joven circula con un patinete eléctrico de alquiler por uno de los carriles bici de la ciudad. / Juan Carlos Muñoz

Orden frente al desorden. 2.000 patinetes eléctricos de alquiler y 200 zonas de estacionamiento. El Ayuntamiento ha presentado esta semana a las empresas interesadas en entrar en la ciudad las bases de la convocatoria pública de un proyecto piloto para la ordenación y regulación de esta actividad cuyos resultados fijarán los requisitos y limitaciones que tendrá la posterior licitación pública. En la reunión estuvieron presentes más de una decena de compañías que han mostrado su interés en entrar en Sevilla y la plataforma Smart Mobility, que representa a una parte de este sector empresarial. Hay una novedad más. Los técnicos desvelaron que se subirá el peso en la ordenanza para adaptarla a las necesidades de los modelos de alquiler.

Las empresas cuentan ahora con un plazo de diez días para presentar propuestas que mejoren la propuesta piloto de regulación. Una vez recabadas estas aportaciones, el objetivo es que la convocatoria piloto pueda aprobarse en febrero. De acuerdo con los estudios realizados por la Gerencia de Urbanismo coordinados con el área de Movilidad la convocatoria establecerá un límite de 2.000 patinetes de alquiler en funcionamiento en la ciudad con un plan inicial de unas 200 zonas de estacionamiento habilitadas principalmente en la calzada.

Estas plazas se habilitarán ampliando o aprovechando áreas para estacionamiento de motos, y sustituyendo algunas plazas de estacionamiento de vehículos por las paradas para vehículos de movilidad personal. Una tercera zona será el viario público y espacios libres donde la accesibilidad esté garantizada y sean indispensables para los circuitos de uso de estos vehículos de movilidad personal. El Ayuntamiento definirá áreas de exclusión en los entornos patrimoniales donde no se podrán estacionar los patinetes. Esta cifra, con la que habría plazas de estacionamiento para alrededor de 2.600 patinetes de alquiler o particulares en la ciudad, se irá incrementando a lo largo de los próximos meses y de acuerdo con los análisis que se vayan realizando durante la prueba piloto y la experiencia de las propias empresas alcanzando más barrios y distritos de los incluidos en el plan piloto de forma inicial.

La convocatoria fijará un número mínimo de patinetes que deberán poner en servicio las empresas que concurran al proceso y establecerá al mismo tiempo que el número máximo de empresas que puedan participar sea de cuatro. En caso de que concurran más compañías de las que se han previsto en las bases se seleccionará mediante un procedimiento abierto y transparente quiénes serán las autorizadas a participar en el proceso.

Más de una decena de compañías han mostrado su interés de entrar en Sevilla

En la convocatoria se establecerán unos requisitos y exigencias para la participación de las empresas que ya han sido comunicados a las compañías que han mostrado interés en la implantación. Entre ellos, que se garantice un sistema para que los patinetes sólo puedan ser estacionados en lugares habilitados para ello (un sistema similar al que existe en el servicio de alquiler de bicicletas Sevici), lo que reduciría la problemática de la existencia de patinetes abandonados en medio de las aceras que causan problemas de accesibilidad. Del mismo modo, deberán ofrecer los datos sobre sus patinetes y sus movimientos con el objetivo de que se pueda completar un estudio que sirva como base para la licitación y que se puedan realizar sobre la marcha ajustes en los estacionamientos o en el número de unidades y empresas autorizadas.

Esta prueba piloto tendrá una duración máxima de un año durante el que no se aplicará tasa alguna por la implantación de las empresas. Una vez finalizado este plazo se habrán recabado los datos necesarios para poder fijar las bases de la licitación pública ya con un canon y unas condiciones de implantación que permita un modelo de negocio a medio plazo por parte de las empresas. Con las conclusiones de la reunión mantenida y las propuestas recabadas por las empresas asistentes, se completará la definición de los requisitos y las bases de esta convocatoria para que se pueda convocar y abrir el procedimiento en la primera quincena de febrero.

El equipo de Juan Espadas modificará la ordenanza para aumentar el peso (aún sin fijar) de los patinetes para adaptarlo a las necesidades de los modelos de alquiler. La Asociación Española de Economía Digital (Adigital), que agrupa a través de Smart Mobility a buena parte de las empresas que operan en las ciudades alquilando estos vehículos eléctricos, recalcó en noviembre que era necesario un mayor peso autorizado (hasta 25 kilos) para estos patinetes porque está directamente relacionado con el aporte de estabilidad (seguridad, suspensión) al usuario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios