Sevilla - Getafe

Ocampos, sin lesión ósea, tras la dura entrada de Djené

En-Nesyri se dirige a Ocampos, antes de salir llorando en camilla. En-Nesyri se dirige a Ocampos, antes de salir llorando en camilla.

En-Nesyri se dirige a Ocampos, antes de salir llorando en camilla. / Antonio Pizarro

Hay fundada inquietud en el Sevilla por la lesión que sufrió Ocampos tras la durísima entrada de Djené, que no midió su fuerza en un balón dividido y le plantó la plancha, con la inercia de su movimiento y su peso, sobre la tibia izquierda, con el pie apoyado.

El argentino, durante el partido, fue trasladado a la clínica Quirón Sagrado Corazón para que se le realizaran pruebas y radiografías y en el club temen que tenga afectados los ligamentos de la articulación inferior, aunque ya de madrugada descartó en un comunicado que tenga lesión ósea. Se le deben realizar nuevas pruebas para ver la afectación de los ligamentos del tobillo izquierdo.

"Me ha destrozado la pierna", se oyó decir a Ocampos, entre lágrimas, cuando era sacado del campo en camilla. La imagen del impacto de Djené, que fue expulsado después de que Martínez Munuera, que ni siquiera había pitado falta, fuera avisado por González González en el VAR, fue espeluznante.

Vídeo: Resumen y goles del Sevilla-Getafe / Laliga

Al argentino se le dobló completamente el tobillo sobre el césped bajo el peso de la pierna derecha del jugador del Getafe. Los gritos de dolor fueron inmediatos, aunque el árbitro tuvo que ser avisado desde el VAR una vez que Suso echó el balón fuera.

Es posible que tenga que que estar varias semanas de baja y que tenga que perderse las semifinales de Copa con el Barcelona y los octavos de final de la Champions ante el Borussia Dortmund, aunque todavía no hay parte médico, en espera de lo que dictamine la radiografía.

La jugada provocó la expulsión de Julen Lopetegui y de José Bordalás, quien se dirigió a Ocampos cuando era retirado. "Lopetegui me ha increpado", dijo el técnico del Getafe, mientras que el guipuzcoano pidió disculpas, en una actitud menos revanchista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios