Sociedad

El boom de los e-sports: la nueva forma de socialización virtual

El boom de los e-sports: la nueva forma de socialización virtual El boom de los e-sports: la nueva forma de socialización virtual

El boom de los e-sports: la nueva forma de socialización virtual / Archivo

La cuarentena nos ha vuelto aún más virtuales. Las horas de consumo de e-sports han aumentado un 50 % durante el confinamiento, según datos de Twitch.tv, la mayor plataforma internacional del sector. De media, 1,5 millones de personas en todo el mundo están actualmente conectadas en cualquier momento del día.

Los datos que se vienen registrando desde el pasado año muestran una clara tendencia en alza de este tipo de competiciones virtuales que ya rozan los tres millones de usuarios. "Hemos ofrecido a las personas la oportunidad de estar juntas, de conectar y de crear comunidades digitales alrededor de intereses compartidos", explicó a la UOC Ines Mostaccio, senior partnerships manager del sur de Europa de Twicht.tv.

Está claro que la sociedad y las generaciones futuras tienen en los videojuegos el salvoconducto perfecto para interactuar con sus más allegados. Según Joan Arnedo, director del máster universitario de Diseño y Programación de Videojuegos de la UOC, "los videojuegos han sido uno de los protagonistas accidentales del confinamiento, para entretenernos de manera activa y como herramienta de socialización y de mantener el contacto con amigos".

Crecimiento sin límites

Todo parece indicar que los e-sports «se normalizarán cada vez más» y, por tanto, seguirán creciendo en los próximos años, explica Arnedo. La propia Organización Mundial de la Salud (OMS) ya recomendó durante la pandemia jugar online y la sociedad se lo ha tomado al pie de la letra batiendo récords tanto en número de jugadores simultáneos como en juegos o en entradas a plataformas digitales. Además, se ha continuado con un desarrollo normal de estrenos, que no se han visto afectados por la situación sanitaria mundial. La industria, pues, busca que el entretenimiento relacionado con estos juegos "se mantenga y se popularice, pero dependerá de que la sociedad mantenga o no estos nuevos hábitos", añade el experto de la UOC.

El fútbol ha sido uno de los primeros deportes en lanzarse a los videojuegos. El fútbol ha sido uno de los primeros deportes en lanzarse a los videojuegos.

El fútbol ha sido uno de los primeros deportes en lanzarse a los videojuegos. / Archivo

¿Futuro versus tradición?

Para nada. Los especialistas recalcan que los deportes tradicionales pueden integrarse a la perfección en esta nueva forma de ver la realidad y el entretenimiento. El director del máster universitario de Diseño y Programación de Videojuegos de la UOC subraya que el hecho de que algunos grandes equipos de fútbol ya tengan su sección de e-sports es signo de que estos se "normalizarán". Es más, recuerda que el Comité Olímpico Internacional (COI) estudió su incorporación a los juegos de 2024 de París.

El futuro no está reñido con las disciplinas tradicionales. No se debe librar una lucha entre ambas maneras de entretenimiento social sino aunarlas y fusionarlas en una sola que repercuta socialmente. "Convivirá con el resto de deportes, como un tipo de competición más".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios