Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Esta boca es tuya

Antonio Cambril

cambrilantonio@gmail.com

Casado, máster del PP

Ha ganado el esprínter, el joven que encarna el alma de la vieja derecha, el que anuncia un avance hacia atrás, el que personifica la voluntad de poder en estado puro. Mantiene Schopenhauer que la piedra quiere ser piedra, el árbol quiere ser árbol, el león quiere ser león. Bien, el PP quiere ser PP. Y ha votado a quien cree que mejor puede representarlo. Un hombre capaz de aprobar media carrera de Derecho en tres meses es capaz de todo. También de alcanzar la presidencia del partido con una alianza de perdedores, justo lo que él censura a Pedro Sánchez. Casado simboliza lo rancio y lo nuevo y emparenta con Susana Díaz y otros líderes formados en las guarderías de los partidos. Entró en Nuevas Generaciones siendo estudiante, en su currículo no figura ninguna actividad profesional fuera de la política y conoce tanto las entrañas de la organización como poco la realidad social. El palentino ha triunfado con el apoyo de Dolores de Cospedal y Dolores era la candidata de sus adversarios ideológicos. Cuanto más Dolores, mejor: más difícil será renovar las costumbres del clan. Son legión quienes piensan que el nuevo máster del PP está herido de gravedad por su historial académico. Que perderá las elecciones generales con la misma holgura con que ha ganado las internas. Que nos encontramos ante un enorme velocista sin fondo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios