Medio Ambiente

El Consorcio de residuos Estepa-Sierra Sur ‘pierde’ a 5 municipios por su situación judicial

  • La mancomunidad que agrupa a Écija, Cañada Rosal, Fuentes, La Campana y La Luisiana trasladará su basura a la planta de Marchena, al no poder renovar el convenio

  • El 'contrato' supone unos ingresos anuales de entre 800.000 y 900.000 euros

El vertedero de la planta de tratamiento el Consorcio Estepa-Sierra Sur.

El vertedero de la planta de tratamiento el Consorcio Estepa-Sierra Sur. / Víctor rodríguez

La situación administrativa y judicial en la que está el Consorcio de residuos Estepa-Sierra Sur –con el secretario-interventor, que no ha podido ser cesado pese a estar procesado junto al jefe de planta por adjudicar, presuntamente, contratos a empresas de su propiedad– ha hecho que el ente se quede sin uno de sus principales clientes. Se trata de la Mancomunidad de Municipios de Écija –cinco municipios, que suman 62.000 habitantes y que desde 2019 llevaban a Estepa sus residuos–, que ha firmado un convenio con la Mancomunidad Campiña 2000 para depositarlos ahora en la planta de ésta, en el término de Marchena, junto a la A-92.

Ello supondrá unos ingresos aproximados para la misma de entre 800.000 y 900.000 euros al año, según el volumen de residuos entre los de recogida domiciliaria y los rechazo de puntos limpios, que pierde el Consorcio de Estepa-Sierra Sur.

Según explicaron ayer miércoles fuentes de la Mancomunidad que preside el alcalde de Écija, David García Ostos, hay dos razones fundamentales para el cambio: una ha sido la imposibilidad de renovar el convenio que venció en enero 2019 y se había prorrogado de forma tácita hasta ahora. A pesar de los intentos de los técnicos y el secretario de la Mancomunidad de Écija por renovarlo no se ha logrado por falta de respuesta del Consorcio.

En concreto y según se les ha ido trasladando de forma verbal, por la situación judicial del secretario-interventor que debe visar cualquier acuerdo de este tipo y que sigue ejerciendo ante la negativa del Ministerio de apartarlo de forma cautelar, pese a que así lo ha pedido en reiteradas ocasiones el presidente y alcalde estepeño, Antonio Jesús Muñoz Quirós. El borrador del convenio fue elaborado y enviado al Consorcio por los técnicos de la Mancomunidad de Écija.

La otra razón es que en el Plan Director de Residuos No Peligrosos de la Provincia de Sevilla que la Diputación de Sevilla aprobó a finales de enero de 2021 ya se recoge que estos municipios de la Mancomunidad de Écija (además de la ciudad astigitana están Cañada Rosal, Fuentes de Andalucía, La Campana y La Luisiana) lleven sus residuos a esa planta de Marchena.

El acuerdo se formalizó el martes

El convenio interadministrativo con Campiña 2000 se formalizó el pasado martes, en un acto en el que estuvieron presentes la presidenta de la Mancomunidad Campiña 2000, la edil marchenera Teresa Jiménez; el vicepresidente, Miguel Ángel Martín; el presidente de la Mancomunidad de Municipios de Écija, David García Ostos, y el vicepresidente, Francisco Martínez.

Forman parte de la Mancomunidad Campiña 2000 las localidades de Marchena, Arahal, La Puebla de Cazalla, Morón de la Frontera, Lantejuela, Paradas y Osuna.

En total, a la planta llegarán anualmente 70.000 toneladas de residuos urbanos procedentes de los doce pueblos, prestando servicio a 170.000 personas, según los datos ofrecidos por Miguel Ángel Martín, que resaltó el “gran salto cuantitativo” que supondrá en el trabajo diario.

Teresa Jiménez destacó que Campiña 2000 tiene ante sí “un gran reto para el que estamos preparados” y esto no es solo porque el complejo ambiental tiene más capacidad del trabajo que el que realiza en la actualidad, sino porque este organismo está inmerso en la implantación de un plan estratégico, que incluye varios proyectos y una gran inversión, informó el Ayuntamiento de Écija. Éste destaca además que la presidenta de Campiña 2000 aseguró que el nuevo convenio supondrá el abaratamiento de los costes en el complejo medioambiental. Se convierte además en uno de los mayores de la provincia, al gestionar los residuos de 12 municipios.

Por su parte, David García Ostos alabó el trabajo realizado para llevar a buen fin este convenio y agradeció la colaboración recibida por parte de los representantes de Campiña 2000 indicando que “a partir de ahora iremos de la mano, nos conoceremos mejor y encontraremos nuevas formas de colaborar”. También aseguró que no se tocarán las tasas que pagan los vecinos de la comarca, pero mejorará la atención y el servicio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios