Sevilla

La Fiscalía investigará el uso como vertedero del yacimiento del Carambolo

El yacimiento del Carambolo El yacimiento del Carambolo

El yacimiento del Carambolo / Antonio Pizarro (Sevilla)

La Fiscalía de Medio Ambiente de Sevilla ha abierto una investigación de oficio por el posible abandono del yacimiento tartésico El Carambolo, situado en Camas (Sevilla), declarado Bien de Interés Cultural y que podría estar siendo utilizado como un vertedero "con todo tipo de basura".

Para su investigación, la Fiscalía requiere a la delegación de la Consejería de Cultura en Sevilla información sobre el estado del yacimiento y la existencia de los posibles delitos causados así como su valoración, según explica en las diligencias abiertas, a las que ha tenido acceso Efe.

También reclama a la delegación las actuaciones hechas en los últimos cinco años para proteger el yacimiento, que está inscrito en el catálogo general del Patrimonio Histórico Andaluz, y los requerimientos y otras actuaciones durante ese periodo sobre la propiedad del terreno en el que está el yacimiento, la empresa Gabriel Rojas.

Lo ocurrido en el yacimiento, del que la Fiscalía explica que ha tenido información a través de los medios de comunicación, puede ser constitutivo de un delito recogido en el artículo 323 del Código Penal, que castiga con entre seis meses y tres años de prisión a quien cause daños en zonas arqueológicas.

En el yacimiento del Cerro del Carambolo se encontró en el año 1958, durante la construcción de las instalaciones de la Sociedad Sevillana del Tiro de Pichón, un tesoro formado por varias piezas de oro de alto valor arqueológico, y en el año 2000 los terrenos fueron adquiridos para construir un hotel, aunque varias protestas impidieron esa iniciativa.

La Fiscalía subraya que la zona arqueológica está protegida porque los informes explican que contiene vestigios materiales de una de las principales localizaciones protohistóricos excavadas en el Bajo Guadalquivir y supone "un hito y una referencia en el conocimiento de los periodos históricos del Bronce Final de la edad del Hierro en el sureste de la Península Ibérica".

Pese a ello, la parcela está siendo utilizada como "vertedero", con la acumulación de "todo tipo de basura, lixiviados, escombros y aguas estancadas", lamenta la Fiscalía, que atribuye la conservación al dueño del terreno y a la Consejería de Cultura su control. Ese control incluye ordenar obras o adoptar actuaciones necesarias para su conservación, mantenimiento y custodia, según recoge la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía.

La Fiscalía recuerda que la misma ley de ámbito nacional concede a la administración la posibilidad de ejecutar subsidiariamente actuaciones si los propietarios no conservan bien el bien protegido, e incluso podrá hacer las obras de modo directo "si así lo requiere la más eficaz conservación de los bienes". La Consejería de Cultura lleva seis meses reclamando a la propiedad la limpieza de la basura y maleza del terreno. La Junta ha instado al dueño del terreno, el empresario Gabriel Rojas, a que realice obras de conservación y adecentamiento del mismo. El requerimiento, que también va dirigido al Ayuntamiento de Camas, se produjo tras una visita de los técnicos del departamento a los terrenos para comprobar el estado en el que se encontraban.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios