caso mercasevilla

Mercasevilla tampoco recurre la absolución por la venta de los suelos

  • El consejo vota en contra tras un informe que otorga al recurso "escasas posibilidades". La Fiscalía aún no ha decidido si recurrirá el archivo de la causa contra Torrijos y los otros nueve acusados

Un momento de la lectura del fallo con los acusados en el primer banco Un momento de la lectura del fallo con los acusados en el primer banco

Un momento de la lectura del fallo con los acusados en el primer banco / Europa Press

El consejo de Administración de la empresa pública Mercasevilla ha decidido en su reunión de este lunes que no recurrirá la sentencia que el pasado 21 de junio absolvió al ex primer teniente de alcalde Antonio Rodrigo Torrijos y a los otros nueve acusados por delitos de fraude y exacciones ilegales, en relación con el concurso público para la adjudicación de la venta de los suelos de Mercasevilla.

El Ayuntamiento confirmó que el consejo del mercado ha decidido no recurrir la absolución, una postura que también anunció la semana pasada la asociación de mayoristas de Frutas, Verduras y Hortalizas de Mercasevilla, que señaló que no ve motivos para impugnar la sentencia absolutoria. La decisión de no recurrir la absolución ha sido adoptada sin ningún voto en contra y con la abstención de los representantes de la sociedad estatal Mercasa y la ausencia del representante del PP en el mencionado consejo.

La decisión se fundamenta en un informe elaborado por los abogados Juan Piñeyro y Jaime García-Quílez, quienes han desaconsejado la presentación del recurso. En ese informe, que tiene fecha del pasado 30 de junio se desaconseja expresamente dicho recurso porque, según precisa, "aun cuando prosperasen los errores en la valoración que denunciaríamos, entendemos que son escasas las posibilidades de que dichos elementos sirvan de soporte probatorio suficiente para la revocación de la sentencia absolutoria", precisa el documento.

Los abogados de Mercasevilla apuntan asimismo que la sociedad se encontraría además con la "posible condena en costas del recurso que se interponga en caso de ser desestimado, puesto que a buen seguro los apelados así lo solicitarán y con la desatención del Ministerio Público en cuanto a, de una parte, interponer recurso, y de otra, la adhesión a un posible recurso de Mercasevilla", añade el informe encargado por el mercado mayorista.

Durante el consejo de administración celebrado este lunes, la delegada de Relaciones Institucionales, Economía y Comercio y a su vez presidenta de Mercasevilla, Carmen Castreño, puso de manifiesto que "todos los esfuerzos deben centrarse en salvar y sacar adelante a la empresa pública".

Según Castreño, para Mercasevilla la sentencia absolutoria "es una buena noticia ya que constata que no hubo delito en una operación realizada en el seno de esta empresa y se restituye en parte la imagen de su gestión después de unos años muy difíciles", aseveró Castreño.

La delegada hizo hincapié en la "decisión firme" del Ayuntamiento a la hora de trabajar para salvar Mercasevilla y en la "necesidad de que todas las partes se comprometan con el futuro de la empresa pública".

Hasta el momento, los representantes de la sociedad estatal Mercasa han bloqueado la operación de ampliación de capital prevista, lo que provocó la entrada en concurso de acreedores de la sociedad pública, recordó el Ayuntamiento.

La acusación particular que ha ejercido Mercasevilla en el caso de la venta de los suelos había pedido en el juicio una condena de dos años de prisión para los acusados por un delito de fraude y exacciones ilegales, así como que se acordara la nulidad de pleno derecho del concurso de adjudicación del derecho de opción de compra de los terrenos, y que los acusados indemnizaran a la sociedad con 25 millones de euros.

Mercasevilla es la segunda de las acusaciones que anuncia su decisión de no recurrir la sentencia dictada el pasado 21 de junio por la juez de lo Penal número 13 de Sevilla, Yolanda Sánchez Gucema, quien a lo largo de los 393 folios de los que consta el fallo sostuvo que no había pruebas ni indicios de un supuesto "amaño", "confabulación" o "concierto previo" para favorecer a la constructora Sando en el concurso público para la venta de la totalidad de los terrenos de la lonja.

La Fiscalía de Sevilla, por su parte, sigue estudiando el fallo y aún no ha decidido si recurrirá la sentencia absolutoria, aunque algunas fuentes descartan que ese recurso vaya a producirse y ese posible recurso cada vez parece más lejano. El Ministerio Público, que este miércoles podría comunicar finalmente su decisión –el plazo para recurrir vencería entre el miércoles y el jueves–, continúa analizando la extensa sentencia en un caso en el que el Ministerio Público había pedido una condena de dos años de prisión para los diez acusados por un delito de fraude y exacciones ilegales.

La sentencia desmonta por completo la teoría de que el concurso fuese amañado para favorecer a la constructora Sanma y supuso un duro varapalo para la juez Mercedes Alaya –que en su día instruyó esta causa–, para la acusación que en su día inició el actual ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, entonces portavoz municipal del PP, y para la propia Fiscalía de Sevilla, de quien la juez rechazó la afirmación realizada en el juicio respecto a que el concurso público para la enajenación de los suelos fuese "un paripé", como expuso en la vista oral el representante del Ministerio Público.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios