Sevilla

Los dos detenidos por el tiroteo del Polígono Sur intentaron atropellar a un policía

  • Los sospechosos abrieron fuego contra una casa de Las Letanías, desde la que también respondieron a tiros

  • Los agentes han recuperado dos escopetas e intervenido el Mitsubishi en el que iban los arrestados

Una calle de Las Letanías. Una calle de Las Letanías.

Una calle de Las Letanías. / José Ángel García

Los dos detenidos por el tiroteo del Polígono Sur intentaron atropellar a un policía nacional. El agente tuvo que esquivarlos arrojándose al suelo para no ser arrollado por el vehículo en el que iban los dos sospechosos, que llevaban consigo una escopeta. Ambos habían estado presuntamente implicados en un enfrentamiento a tiros ocurrido minutos antes en una calle de Las Letanías.

El tiroteo ocurrió sobre las una menos cuarto de la madrugada de este jueves en la calle Reina de los Ángeles, y no en Reina de los Cielos como se informó en un primer momento. La Policía Nacional recibió una llamada alertando de una reyerta a tiros en esta zona del Polígono Sur. Inmediatamente acudieron varios agentes de la Brigada de Seguridad Ciudadana y del Grupo Operativo de Apoyo (GOA).

Una vez en el lugar de los hechos, los policías observaron un coche negro que se dirigía hacia ellos. Uno de los funcionarios le dio el alto mostrándole su placa, pero el conductor hizo caso omiso a las indicaciones. Cuando estaba cerca del policía, el conductor dio un acelerón e intentó atropellarlo, algo que no logró gracias a la maniobra esquiva del agente.

Sus compañeros pudieron ver que en el coche iban dos personas y que el copiloto llevaba consigo una escopeta, que arrojaría unos metros más adelante por la ventanilla. La Policía interceptó finalmente el vehículo cuando iba a llegar a la avenida de Las Letanías y recogió la escopeta del suelo. El conductor alegó que no sabía de quién podía ser el arma, puesto que él no tenía ninguna escopeta.

Los agentes encontraron varios casquillos en el suelo y varios impactos en la puerta y una ventana de una de las casas de la calle Reina de los Ángeles, en cuyo interior hallaron a una persona atemorizada y refugiada en el domicilio. Este hombre manifestó a los policías que desconocía quién había disparado contra su casa y admitió que "también se había defendido". A continuación hizo entrega del arma empleada para repeler esta agresión, otra escopeta, con sus guías de pertenencias.

El coche empleado por los presuntos agresores es un Mitsubishi Grandis, que también ha quedado intervenido y que será analizado por la Policía Científica. En el interior del mismo se halló una gran cantidad de billetes y monedas cuya procedencia no pudo ser acreditada por los detenidos. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios