Diario de Sevilla Mantenemos la cita diaria en los quioscos como actividad esencial decretada por el Gobierno en la crisis del coronavirus

Sevilla

Coronavirus en Sevilla: más de 350 contagiados, 5 fallecidos y 5 curados

Un hombre con mascarillas en una solitaria Ronda Histórica en Sevilla. Un hombre con mascarillas en una solitaria Ronda Histórica en Sevilla.

Un hombre con mascarillas en una solitaria Ronda Histórica en Sevilla. / Antonio Pizarro

La curva de crecimiento de contagiados por coronavirus no decae en la provincia de Sevilla. Las cifras oficiales que la Consejería de Salud hizo públicas ayer arrojaron los peores números desde que se inició la crisis sanitaria del Covid-19 y, en sólo 24 horas, otros 56 casos se sumaron a los positivos que ya contabilizaba la provincia y que elevan el total de afectados a 351.

Por otro lado, el balance del lunes dejó además la confirmación oficial de la muerte de un vecino de Estepa de 59 años con patologías previas y que se encontraba grave ingresado en la UCI del hospital comarcal de Osuna desde hacía varios días, y el fallecimiento de un hombre de 37 años, natural de La Rinconada pero residente en la capital desde hacía dos años, y que Salud aún no ha incluido en su recuento diario.

Made with Flourish

La noticia de la muerte de este hombre, que se convierte en la sexta víctima mortal del Covid-19 en Sevilla, la ha confirmado a este periódico su propia viuda. Ligia María Travasso denuncia que con su marido se ha cometido "una negligencia" porque asegura que los sanitarios del 061 que lo visitaron en casa "no le hicieron las pruebas del coronavirus" pese a "presentar todos los síntomas como tos, fiebre y dolor de garganta".

Ligia María Travasso destaca, además, que el fallecido era una persona con "alergias severas" a especies como el plátano de sombra y los naranjos "y era habitual que en estas fechas usara aerosoles". La viuda recalca que sospecharon que su marido podría estar contagiado de coronavirus mientras estaba de viaje entre el 10 y el 12 de marzo en Madrid, donde, manifiesta, ya fue "con síntomas de gripe", pero creyeron que "se trataría de la alergia que siempre le afectaba mucho". Afirma que tuvieron que adelantar la vuelta porque el estado de salud del fallecido empeoró y asegura que "tardaron más de tres horas en cogerle el teléfono en el 061 y otras tres en llegar los sanitarios". Relata que sólo se le practicó una "analítica simple" y lo remitieron a su médico de cabecera sin hacerle las pruebas del Covid-19. "Nos dijeron que no era nada, que tenía bien sus bronquios y sus pulmones y le pusieron una inyección con corticoides y un nolotil y nos recomendaron que tomara paracetamol", relata la viuda.

No obstante, según su testimonio, la situación del fallecido empeoró y volvió a ponerse en contacto, en esta ocasión, con el 112, donde asegura que le dijeron que "37,8 grados no era fiebre y que para eso no tenía que haber llamado a ese número". En vista de que la víctima no mejoraba, fue Ligia María Travasso y su suegro y padre del fallecido, Rafael Estévez, quienes decidieron trasladarlo ellos mismo al Hospital Virgen Macarena. "No llevábamos ni mascarillas ni guantes ninguno de los dos y yo entré con él en traje y de ahí me echaron porque mi marido podría tener coronavirus y se lo llevaron a la planta de los afectados (en este hospital, la quinta) y es la última vez que lo vi con vida. De ahí pasó a la UCI y ahí se ha muerto", afirma la viuda.

Las quejas del trato sanitario de esta familia no quedan ahí. Ligia María afirma que los días que su marido estuvo ingresado en la UCI recibió una información "muy básica una vez al día al principio y luego dos". "No nos decían nada más si estaba bien o mal, ni con qué se le estaba tratando ni ningún detalle más hasta el domingo a las 14:00, cuando nos dijeron primero que había empeorado y luego mejorado hasta que a las 15:00 nos llamaron para comunicarnos su muerte", lamenta.

Por otro lado, esta mujer y su suegro manifiestan que las únicas medidas que se han tomado sobre ellos, pese a haber estado con la víctima en todo momento antes de ser diagnosticado de Covid-19, es el aislamiento domiciliario sin que, por el momento se le hayan practicado las pruebas para destacar o confirmar el contagio. "Llevamos aislados nueve días y nadie ha venido a hacernos las pruebas pese a que lo hemos pedido varias veces. Vivimos cuatro personas en mi casa y hay dos que no han estado en contacto con mi marido a las que podríamos infectar nosotros", denuncia la viuda.

El lado positivo lo dejan las altas hospitalarias y los curados. En la provincia son ya 13 las personas que han superado la fase aguda de la enfermedad y mejorado su estado clínico, por lo que han recibido el alta hospitalaria para completar su recuperación en domicilio, donde seguirán en seguimiento activo. Por otro lado son cinco los pacientes que se ha curado del Covid-19 en Sevilla y están ya totalmente libres de la enfermedad.

Made with Flourish

Los fallecidos, hasta el momento, son una mujer de 91 años que murió el pasado martes 17, otra mujer de 65 años, dos ancianos de 91 y 92 años, que se confirmaron este domingo junto a un vecino de Estepa de 59 años y con patologías previas, que llevaba varios días ingresado en la UCI del Hospital Comarcal de la Merced de Osuna, donde el Ayuntamiento estepeño anunció que murió el sábado por la noche. 

Balance semanal

De los 84 positivos que se registraron el pasado lunes 16 de marzo se ha pasado a los 351 contabilizados una semana después. En concreto, el lunes hubo 84 positivos, 21 personas ingresadas y 53 en seguimiento activo. Al día siguiente, martes 17 de marzo, se produjo un incremento de 16 contagios, pasando 100 los positivos (34 ingresados y 64 en seguimiento activo). El miércoles 18 de marzo, los positivos subieron en 23 casos, situándose en 123 contagios (42 ingresados y 79 en seguimiento activo), y el jueves 19 de marzo se produjo otro incremento de 15 casos con respecto al día anterior: hubo entonces 138 positivos, 53 personas ingresadas y 84 en seguimiento en sus domicilios.

Las peores cifras de contagiados se produjeron el viernes, 20 de marzo, cuando se alcanzaron los 190 positivos, 52 casos más que el día anterior. Ese día el número de personas hospitalizadas era de 64 y otras 125 en seguimiento activo. Y el pasado sábado, 21 de marzo, volvieron a subir los positivos en 55 -el mayor incremento desde que el 26 de febrero se confirmara el primer positivo en Covid-19 en la provincia- para situarse el total de afectados en Sevilla en 245, de los cuales 89 permanecían ingresados y 154 en seguimiento activo. Este sábado se confirmó también la segunda muerte en la provincia. Y el domingo el número de afectados creció otras 50 personas más.

Este lunes arroja la pero cifra de afectados en 24 horas con 57 nuevos casos que elevan el total a 351 y a 152 el total de personas hospitalizadas en la provincia.

Casos de coronavirus en Andalucía

Made with Flourish

En Andalucía, la cifra de positivos se eleva a las 1.961 tras sumar 236 nuevos casos este lunes, y hay hospitalizadas 744 personas, de las que 77 se encuentran en la UCI. Este lunes se han confirmado las muertes de otros diez pacientes más. Se trata de un hombre en Almería de 71 años, un hombre en Cádiz de 62 años, una mujer en Córdoba de 76 años, un hombre en Huelva de 79 años, un hombre de 77 años y una mujer de 79 años en Jaén y tres mujeres y un hombre de 73, 76, 77 y 88 años en Granada.

Por otro lado, Salud informa de que 104 pacientes han superado ya la fase aguda de la enfermedad y mejorado su estado clínico, por lo que han recibido el alta hospitalaria para completar su recuperación en domicilio, donde permanecerán bajo seguimiento activo, y son ya 50 las personas totalmente curadas en Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios