Sevilla

Las obras en el Palacio Arzobispal de Sevilla sacan a luz estructuras del siglo XV

  • La Comisión de Patrimonio aprueba la recuperación de estos restos y la restauración de las torres de San Luis de los Franceses tras varios desprendimientos

El Palacio Arzobispal de Sevilla desde la Giralda. El Palacio Arzobispal de Sevilla desde la Giralda.

El Palacio Arzobispal de Sevilla desde la Giralda. / Antonio Pizarro

Las obras que se desarrollan en el Palacio Arzobispal de Sevilla han sacado a la luz restos de un arco polilobulado, probablemente realizado en el siglo XV, y su correspondiente jamba, y, otro arco propio del gótico flamígero, casi completo y apoyado también en la cota original de arranque de la escalera del recinto. Tras estos hallazgos, la Comisión Provincial de Patrimonio, en la sesión celebrada el pasado viernes de manera telématica, informó favorablemente de la modificación del proyecto de las obras de rehabilitación y consolidación estructural del Arzobispado con el objetivo de la recuperación de las cotas originales y la relación de la diferentes estancias, además de revalorizar estos importantes restos.

En esta sesión también se dio cuenta de la restauración de las torres la iglesia de San Luis de los Franceses, la intervención en la imagen de la Virgen del Rosario del Sagrario de la Catedral y la instalación de un órgano en la iglesia de Santa Marina. En la provincia se aprobaron obras de conservación del lienzo norte de lamuralla del castillo de Utrera.

Patrimonio informó favorablemente sobre la modificación del proyecto de rehabilitación de la zona de primera instancia del Palacio Arzobispal de Sevilla. Segun informó la Junta, el proyecto aprobado en la sesión de 03/10/2018 establecía la correspondiente cautela arqueológica, y como durante la ejecución de las obras se han levantado los rellenos acumulados durante siglos para ejecutar las canaletas de instalaciones contempladas en el proyecto, se ha llegado a las cotas coincidentes con las de la galería del fondo del segundo patio del Palacio, trazado y construido por Vermondo Resta en torno al año 1600, comprobando que las estancias que lo rodean mantienen sus pavimentos a la misma cota de dicho patio. Además, en los trabajos de picado de paramentos, se ha descubierto una porción de un arco polilobulado, probablemente del siglo XV, y su correspondiente jamba, y, por último, en la zona de la escalera, ha aparecido un arco conopial, propio del gótico flamígero, casi completo y apoyado también en la cota original de arranque de la escalera.

Puerta de acceso al Arzobispado de Sevilla. Puerta de acceso al Arzobispado de Sevilla.

Puerta de acceso al Arzobispado de Sevilla. / Juan Carlos Vázquez

Debido a estos hallazgos, los objetivos del proyecto modificado son variados, pero entre los más importantes destacan la recuperación de la cota original de la crujía localizada al fondo del segundo patio del Palacio Arzobispal y, por tanto, la recuperación de la relación original de estas estancias con su patio y la recuperación de las cotas originales del arranque de la escalera, además de la recuperación y revalorización de los restos del arco polilobulado y el conopial.

Con respecto al Palacio Arzobispal, la Comisión de Patrimonio también informó favorablemente de la reforma del actual departamento de reprografía y de su almacén, para adaptarlo como taller de restauración de obras de arte, además de la consolidación estructural de forjados de madera y metálicos de diversas salas del Palacio. En general, las intervenciones arquitectónicas planteadas pretenden mejorar los accesos y dotar a las diferentes zonas a intervenir de todos los espacios e instalaciones necesarios. Para ello, la propuesta se apoya en varios ejes fundamentales, entre los que se pueden enumerar se encuentra la conservación del edificio por su enorme valor patrimonial e histórico, dotar a la intervención de los elementos indispensables para el cumplimiento de la normativa vigente en seguridad, accesibilidad, instalaciones, etcétera, y, por último, la reorganización de los accesos con el fin de hacerlos accesibles a las personas con discapacidad, y mejorar las condiciones de evacuación y seguridad contra incendios.

Desprendimientos en San Luis de los Franceses

Una de las torres de San Luis de los Franceses. Una de las torres de San Luis de los Franceses.

Una de las torres de San Luis de los Franceses. / Juan Carlos Vázquez

Por otra parte, la Comisión de Patrimonio aprobó la restauración de las torres de la fachada de la iglesia de San Luis de los Franceses. El motivo de la restauración es consecuencia de los varios desprendimientos de material constructivo que se han producido en la torre sur en el pasado mes de diciembre debido a las inclemencias meteorológicas. Por tal motivo, se ha realizado una inspección que ha descubierto diversas patologías que afectan a los revestimientos y elementos de ornato de las torres, entre las que caben destacar la degradación de los morteros de revestimientos, fracturas y pérdidas parciales en los remates y pináculos de la ornamentación, enraizamiento de vegetación parásita, pérdida de masa en las fábricas, así como el deterioro y pérdida de vidriado en las piezas de azulejerías y de tejas de cubiertas por causa de los agentes atmosféricos.

En cuanto a las actuaciones que contempla la restauración, entre las más importantes, destacan la limpieza de la fábrica de ladrillo de cara vista, con la eliminación de eflorescencias, restos de cemento o mortero, manchas y suciedad en general; la reintegración volumétrica de las faltas producidas por la pérdida de masa de la piedra mediante el modelado in situ sobre la pieza original; la consolidación de restos originales de piedra arenisca, y el sellado de grietas. En todo el proceso se ha previsto el uso de materiales compatibles con los sistemas constructivos empleados originalmente.

Virgen del Rosario del Sagrario

Patrimonio también aprobó el informe y la propuesta de restauración de la imagen de Ntra. Sra. del Rosario de la Iglesia del Sagrario de la Catedral de Sevilla. Las imágenes de la Virgen y el Niño Jesús son de finales del XVII, obras del escultor portugués Manuel Pereira, y presentan un estado de conservación muy deficiente, con patologías que hay que corregir para evitar un mayor deterioro en el futuro.

Las dos imágenes están compuestas por varios bloques de madera, y aunque no se han detectado síntomas de ataque de insectos ni microorganismo, sí se observan, entre otras deficiencias, grietas en los ensamblajes que provocan la fractura de los estratos de policromía, por lo que presentan un estado de adhesión deficiente de forma generalizada con zonas en las que hay riesgo de desprendimiento. De hecho, se observan numerosas pérdidas de estratos, algunas de considerable tamaño, tanto en estofados como en las encarnaduras. La propuesta de tratamiento del proyecto se fundamenta en dos líneas de actuación, una estética y otra de carácter conservativo para eliminar los daños existentes a nivel estructural y funcional, mediante los tratamientos de restauración que contribuyan a la restitución del material.

Órgano en Santa Marina

La iglesia de Santa Marina. La iglesia de Santa Marina.

La iglesia de Santa Marina. / Juan Carlos Vázquez

La Comisión Provincial de Patrimonio igualmente dio el visto bueno al proyecto de la delegación Diocesana de Patrimonio Cultural del Palacio Arzobispal, del organista Andrés Cea Galán, y la Hermandad de la Resurrección, para la instalación de un órgano en la nave del Evangelio de la iglesia de Santa Marina. Se trata de un instrumento de tubos construido por la empresa holandesa Verschueren en 1970 y destinado a la capilla del Hospital Laurentius de la ciudad de Roermond de los Países Bajos, y que ha sido adquirido a esa institución por su actual propietario en agosto de 2019.

Por último, en la provincia, la Comisión Provincial de Patrimonio informó favorablemente sobre obras de conservación del lienzo norte de la muralla del castillo de Utrera. También se actuará en los taludes lindantes con el lienzo, así como en el paso de ronda que las une. La restauración va a utilizar materiales compatibles con el monumento, y entre las actuaciones más importantes a realizar, se cuentan la limpieza dela vegetación existente en los paramentos de los lienzos de muralla, en los de las torres y en el paso de ronda, la limpieza de las gradas anexas a la muralla (que corresponden a los restos del antiguo Cine Alcázar), y la colocación de revestimiento de piedra natural con la terminación con mortero de color de la zona superior del lienzo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios