Sevilla

Los retos de los apartamentos y viviendas turísticas en la crisis del coronavirus

Dos turistas pasan junto a un edificio de apartamentos turísticos. Dos turistas pasan junto a un edificio de apartamentos turísticos.

Dos turistas pasan junto a un edificio de apartamentos turísticos. / Juan Carlos Muñoz

Apenas el 1% de las viviendas con fines turísticos y apartamentos turísticos de Sevilla tiene abiertas las reservas para los próximos meses. Este dato, extraído de la encuesta sobre la situación provocada por el coronavirus elaborada por Apartsur, la Asociación de Apartamentos y Viviendas Turísticas de Andalucía, pone de manifiesto las dificultades y los retos a los que se enfrentan estos alojamientos durante los próximos meses, después de haber crecido de manera importante en los últimos años.

Apartsur ha realizado una encuesta abierta entre propietarios de toda Andalucía (tanto asociados como no asociados) para obtener una radiografía fidedigna de cuál es la situación actual. "Se trata de poner encima de la mesa los calendarios de ocupación y ver los daños en el sector. En el caso de Sevilla no se están generando reservas y ha habido muchas cancelaciones. En Málaga, por contra, desde junio mantienen el calendario con cierto nivel de ocupación. La demanda está esperando a saber qué pasará", explica Daniel Gata, gerente de Apartsur.

La encuesta a la que han respondido casi 900 propietarios revela en Sevilla que los meses de mayo y junio se sitúan en la mayoría de los resultados con ocupaciones inferiores al 20%. En mayo y junio se da esa circunstancia en la práctica totalidad de los casos (96,7% y 89,3% de las consultas respectivamente).

Durante los dos meses de veraneo por excelencia, julio y agosto las ocupaciones inferiores al 20% siguen siendo muy acusadas, con un 78,5% y 77,3% respectivamente. Sin embargo, este análisis de Apartsur indica que hay un remanente de reservas que aún se mantienen, dejando calendarios ocupados entre 6 y 12 noches en el 19,1% en julio y 19,9% en agosto.

En cuanto a ls posibilidad de que alguien pueda realizar una reserva en una vivienda o apartamento turístico en Sevilla para loa próximos meses, la demanda de nuevas reservas está paralizada actualmente, ya que en el 97,5% de los casos los alojamientos no están recibiendo nuevas peticiones durante estas fechas.

A la hora de analizar los datos de Sevilla hay que tener en cuenta que los meses de julio y agosto, aunque ha habido una ruptura de la estacionalidad en los últimos años, suelen registran unos niveles de ocupación modestos."La actividad en Sevilla está bastante parada. No vamos a recuperar una cierta normalidad en julio ya agosto", sostiene Gata.

En el caso contrario se encuentra Málaga, donde la encuesta de Apartsur muestra una recuperación más importantes de la actividad durante el verano.

En la capital de la Costa del Sol casi el 25% de los establecimientos mantiene abiertas sus reservas para los próximos meses, por el 1,2% de los sevillanos. A esta hay que añadir que la ocupación cerrada se mantiene a la espera de ver cómo va evolucionando la situación.

En junio los calendarios en más de la mitad de los casos de Málaga ya presentan ocupaciones superiores al 20% (26,8% de ocupaciones entre 6 y 12 noches, 21,1% entre 13 y 18 noches, y un 7,3% de resultados con ocupaciones de entre 19 y 24 noches.

Los meses de julio y agosto ya se presentan resultados de ocupaciones prácticamente totales, con un 5,7% y un 4,9% de calendarios con más de 24 noches en julio y agosto respectivamente. Y las ocupaciones entre 13 y 24 noches ya se dan en más de la mitad de los casos (en julio suponen un 54,5% de los casos y en agosto un 58,6%).

Sello de garantía para el Covid-19

El Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE) y la Secretaría de Estado de Turismo trabajan desde la pasada semana en el Proyecto Nacional de especificaciones técnicas y sello de garantía para la prevención del COVID-19. El resultado de este trabajo que se extenderá durante tres semanas será una Guía-Sello con especificaciones para 19 subsectores turísticos, entre lo que se encuentran el de hoteles y apartamentos turísticos y los alojamientos rurales, entre otros (os recordamos que a nivel del ICTE aún no existe el subsector de Viviendas Turísticas).

Las empresas y destinos deberán podrán disponer de esta guía de manera gratuita, ya que debe servir como herramienta para la reapertura del sector turístico a nivel nacional.
Durante la primera semana (27 abril al 3 de mayo) se celebrarán las reuniones de las patronales sectoriales, organismos públicos, sindicatos y entidades de prevención laboral.  Del 4 al 10 de mayo se consensuar un borrador, que en entre el 11 y el 17 de mayo, será trasladado al Ministerio de Sanidad para que valide el proceso y de por buenas estas especificaciones.

"Vamos a ver cuáles son las especificaciones que se ofrecen y las medidas a adoptar para ver la inversión que tendríamos que llevar a cabo y determinar sin contaremos con ayudas para poder hacerlo", subraya el gerente de Apartsur.

El futuro y el valor añadido

Como un panorama todavía demasiado incierto para el turismo, el futuro de los apartamentos y las viviendas turísticas deja todavía más duda. ¿Sobrevivirán todas o habrá un buen porcentaje que vuelva al alquiler residencial de larga duración? Para responder a esta pregunta será clave el valor añadido o el plus en los servicios que se puedan ofrecer a los huéspedes. 

"Habrá que buscar fórmula para mantenerse a flote, como cambios en la comercialización, una página web más atractiva, presencia en redes sociales", explica Daniel Gata, gerente de Apartsur, que añade que desde esta asociación harían todo lo posible para ayudar a todos sus asociados para que se puedan adaptar lo mejor posible a la situación que deja la crisis del coronavirus.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios