El Covid altera las costumbres

Se suspende la misa del 2 de noviembre en el cementerio de Sevilla

  • Monseñor Asenjo descarta, por ahora, esta celebración como medida preventiva frente al Covid

Monseñor Asenjo, en una imagen de archivo, preside la misa por los Fieles Difuntos en el cementerio de Sevilla. Monseñor Asenjo, en una imagen de archivo, preside la misa por los Fieles Difuntos en el cementerio de Sevilla.

Monseñor Asenjo, en una imagen de archivo, preside la misa por los Fieles Difuntos en el cementerio de Sevilla. / José Ángel García

Una de las consecuencias derivadas de la pandemia del coronavirus será la suspensión de la misa que tenía lugar cada 2 de noviembre, festividad de los Fieles Difuntos, en el Cementerio de San Fernando.

Esta eucaristía estaba presidida por el arzobispo de Sevilla, monseñor Juan José Asenjo, bajo la imagen del Cristo de las Mieles.

Fuentes del Arzobispado han confirmado que el prelado hispalense no tiene previsto celebrarla como medida de “cautela” frente el Covid.

Las recomendaciones de la Junta

Esta noticia trasciende una jornada después de que la Junta de Andalucía diera a conocer las recomendaciones de la Consejería de Salud para visitar los cementerios en el puente de Todos los Santos. Entre las restricciones se encuentra que los grupos de visitantes no excedan de cuatro personas y que el tiempo máximo de permanencia en el cementerio sea de media hora. 

Con tal fin, se propone la ampliación del horario de visitas y la presencia de la Policía Local en las inmediaciones de estos recintos para evitar aglomeraciones. 

También debe traerse el agua desde casa para las labores de limpieza que se llevan a cabo en los días previos a la festividad de Todos los Santos y los Fieles Difuntos. 

Tras presentar la renuncia

Esta misa en el cementerio de San Fernando hubiera tenido lugar, en circunstancias normales, semanas después de que monseñor Asenjo haya presentado la renuncia a la sede hispalense tras cumplir la edad reglamentaria para ocupar dicho cargo. 

La ceremonia religiosa externa más importante que se ha celebrado en la capital andaluza durante la pandemia fue el Pontifical que lugar el pasado 1 de octubre en la Plaza de San Lorenzo con motivo de los cuatro siglos de la hechura del Gran Poder. Por este motivo, el Señor se trasladó desde su basílica al centro de la plaza en unas andas pequeñas, un acto que estuvo rodeado de todas las medidas de seguridad frente al Covid. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios