Sevilla

Coronavirus Sevilla: Un desfase de 700 fallecidos

Dos personas durante la visita a la tumba de algún familiar durante el pasado fin de semana. Dos personas durante la visita a la tumba de algún familiar durante el pasado fin de semana.

Dos personas durante la visita a la tumba de algún familiar durante el pasado fin de semana. / José Angel García (Sevilla)

La estadística oficial, el parte que diariamente ofrece la Junta de Andalucía en relación a la evolución de la pandemia de coronavirus, indica que desde que comenzó la crisis sanitaria han fallecido 565 sevillanos. El dato real, posiblemente, no se conozca nunca dadas las dificultades por las que pasó el sistema sanitario durante el estado de alarma.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) sí ofrece datos semanales con la evolución de las defunciones tras recopilar la información que facilitan los registros civiles. En esta tabla se observa con claridad la tendencia al alza tan notable que tiene este 2020 con respecto a los fallecimientos respecto a años anteriores. En lo que va de año han perdido la vida 13.124 sevillanos. Son 684 más que en el mismo periodo de 2019.La serie apunta a que ha habido años con picos de mortalidad en Sevilla, pero una media calculada con los datos de los años que van de 2015 a 2019 determina que, hasta la semana 41 (del 5 al 11 de octubre), de promedio, 12.424 residentes en la provincia sevillana perdieron la vida. Unos años ha habido más muertes –como en 2015, con 12.885 finados– y otros menos –en 2016 hubo 11.884–, pero esa es la media. Este 2020 supera en 700 fallecidos esa cifra media.

La media anual de muertes en la provincia en los últimos cinco años se sitúa en 12.424

El dato final de año dará una imagen más clara de un ejercicio que batirá todos los registros, pero dentro del mismo año hay también tendencias. En la última semana de la que el INE ofrece datos –la correspondiente a la primera semana completa del mes de octubre– se registraron en Sevilla 327 decesos. En el inicio de la pandemia, en lo peor de la crisis sanitaria, se contabilizaron 393 entre el 30 de marzo y el 5 de abril. Siete días en los que la provincia registró doble récord negativo en cuanto al impacto del Covid se refiere. Por un lado, el día 1 de abril se registró el número más alto de muertes registradas en un solo día durante la primera ola del virus, 19; y por otro, se notificó la mayor cifra de contagios alcanzada en un único día, la jornada siguiente –el día 2–, con 156 casos. 

Por sexo, los datos ofrecidos por el INE indican que no existen grandes diferencias en la provincia. Hasta el último balance del año hubo 6.620 varones fallecidos por 6.504 mujeres. Por edad, la estadística arroja un lógico mayor número de finados conforme mayor es la edad.

No obstante, y, teniendo en cuenta sólo los datos de la capital, pese a estas cifras, el volumen de fallecidos que ha dejado la pandemia de coronavirus no ha alterado las del Cementerio de San Fernando. El número de inhumaciones e incineraciones mantiene la tónica de años anteriores y tampoco se ha visto fuertemente alterada la cifra de unidades de enterramiento, ya que, a diferencia de lo que ha ocurrido en otros camposantos españoles, no ha sido necesario construir nuevas sepulturas, nichos o columbarios para las víctimas del Covid-19.

Por meses, abril, septiembre y octubre son los periodos en los que se han registrado los principales incrementos respecto a 2019.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios