Real Betis-Real Madrid | nombres propios

En la oportunidad de Sanabria y Joel Robles

  • Guido Rodríguez sirve para fortalecer todos los conceptos defensivos del resto

  • Mandi pasó de errar en el primer gol del Real Madrid a sacarse la espina con el primer empate

  • La crónica del Betis-Real Madrid

Mandi sigue la trayectoria del balón hacia el 1-1 tras su cabezazo. Mandi sigue la trayectoria del balón hacia el 1-1 tras su cabezazo.

Mandi sigue la trayectoria del balón hacia el 1-1 tras su cabezazo. / Antonio Pizarro

Aunque el partido estuvo más marcado por las decisiones que se tomaban desde el VAR y, por tanto, por la actuación de De Burgos Bengoetxea, el juego también tuvo protagonistas dignos de ser analizados individualmente. Desde Sanabria y Joel Robles, las dos novedades en la alineación bética después de que Pellegrini mantuviera el mismo en las dos primeras jornadas, a Mandi, por su participación directa en los dos primeros goles, y Guido Rodríguez, por su omnipresencia en el centro del campo.

Sanabria Su rendimiento no fue nada malo, pero ese cabezazo tiene que ser gol

Pellegrini se decidió a darle la oportunidad al paraguayo como única variante no forzada en el once que había ganado los dos primeros partidos. Su rendimiento fue satisfactorio, trabajando y creando peligro en diversas ocasiones, pero ese cabezazo del minuto 7, por mucho paradón que fuera de Courtois, tiene que acabar dentro. Tenía toda la portería para él.

Guido Rodríguez Su agresividad es un paso adelante

Ha encontrado el Betis a un ‘5’ auténtico y de un nivel más que notable. El argentino es agresivo, siempre va al robo con valentía y deja los recados que son necesarios para atemperar los ánimos de los adversarios. Todo eso conduce a que los suyos den un paso adelante y se sientan protegidos siempre para atacar.

Joel Robles No es el estilo de Bravo, pero dio el nivel

La lesión de Claudio Bravo obligó al entrenador bético a apelar al guardameta titular de la temporada pasada y por mucho que éste encajara tres tantos no se le puede achacar a él ninguno de ellos. Es cierto que no tiene la personalidad del chileno para ordenar a los suyos, pero hizo algún paradón de mucho mérito.

Mandi Con Pellegrini gritando que no quería pase al medio, ese balón regalado...

Se desgañitaba el banquillo del Betis pidiendo que sus hombres no metieran pases al medio desde atrás, que trataran de buscar otras vías de salida, pero Mandi regaló un primer balón que pudo ser letal, pues supuso el cero a uno, justo lo contrario a las peticiones de su técnico. El argelino sí se desquitó con el empate.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios