Iglesias de Sevilla

Iglesia de San Vicente

  • Las hermandades de las Siete Palabras y las Penas tienen en ella su sede canónica

Fachadas de la Iglesia de San Vicente. Fachadas de la Iglesia de San Vicente.

Fachadas de la Iglesia de San Vicente. / Juan Carlos Vázquez

La Iglesia de San Vicente (Miguel Cid, 1) es una de las más conocidas de la ciudad. Su antigüedad y su activa vida diaria la hacen uno de los templos de referencia en Sevilla. Se trata de un amplio edificio religioso gótico-mudejar que fue construido en el siglo XIV, aunque sufrió remodelaciones y ampliaciones en el XVI y XIX. Algunos historiadores apuntan que fue erigida sobre los restos paleocristianos y visigodos, aunque actualmente sólo conserva de su construcción original una portada gótica.

La portada más habitual para entrar en el templo es la ubicada en la calle Cardenal Cisneros. Es del siglo XVI y de estilo clasicista. Un relieve del Padre Eterno y un azulejo de Jesús de las Penas llaman la atención junto a ella. La fachada opuesta, situada en la Plaza de Teresa Enríquez alberga una ventana muy decorada con una Custodia en su parte superior y una portada de ladrillo visto. Da a la Capilla Sacramental.

Detalle de la fachada de la Iglesia de San Vicente. Detalle de la fachada de la Iglesia de San Vicente.

Detalle de la fachada de la Iglesia de San Vicente. / Juan Carlos Vázquez

Por dentro, la Iglesia de San Vicente presenta una planta basilical con tres naves cubiertas de madera y separadas en cuatro tramos. El altar mayor, hecho en el XVII y de estilo barroco, está presidido por un San Vicente Mártir, obra de Pedro Roldán en el siglo XVIII. Junto a él, relieves de su vida. Las capillas que dan cobijo a los cinco titulares de las dos hermandades que procesionan desde este templo son otro reclamo patrimonial importante a la hora de visitar la Iglesia de San Vicente.

Hermandades que procesionan desde la Iglesia de San Vicente

El nazareno de las Siete Palabras saliendo de la Iglesia de San Vicente. El nazareno de las Siete Palabras saliendo de la Iglesia de San Vicente.

El nazareno de las Siete Palabras saliendo de la Iglesia de San Vicente. / Belén Vargas

La Iglesia de San Vicente es una de las más cofradieras de Sevilla. Cinco pasos de dos hermandades diferentes procesionan desde ella cada Semana Santa. Esto hace que la primavera sea especialmente intensa en su seno, acumulando multitud de actos durante la cuaresma.

La Hermandad de las Penas de San Vicente procesiona cada Lunes Santo desde la Iglesia de San Vicente. Jesús de las Penas y la Virgen de los Dolores gozan de gran devoción en la ciudad. El primero de ellos, un nazareno caído, mide 1,34 metros desde la cabeza al talón y está atribuida al círculo de Roldán. El segundo, una dolorosa bajo palio, está relacionada con Blas Molner, discípulo de Cristóbal Ramos.

La Hermandad de las Siete Palabras, enmarcada en el Miércoles Santo, también tiene en la Iglesia de San Vicente su sede canónica. Desde ella procesionan sus tres pasos: Jesús de la Divina Misericordia, el Cristo de las Siete Palabras y la Virgen de la Cabeza. El primero de ellos data de 1650 y fue obra de Felipe de Rivas; el segundo, del siglo XVII, es de Felipe Martínez; y el tercero, de mitad del XX, es de Emilio Pizarro.

Iglesias de Sevilla

Más de 50 templos de Sevilla albergan hermandades y participan en la Semana Santa, como parte de la cuenta atrás para la Cuaresma vamos a ir descubriendo las curiosidades, historia y patrimonio de las iglesias con vocación cofrade de Sevilla

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios